Diabetes mellitus

7 agosto 2014

Metformina no mejora la actividad cardiaca en pacientes sin diabetes

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:37

Un estudio ha revelado que la Metformina no afecta a los pacientes que no tienen diabetes y que han sufrido intervenciones coronarias percutáneas (PCI) debido a infartos de miocardio con elevación del segmento ST.

Una reciente investigación presentada en la 2014 Sesión Científica del Colegio Americano de Cardiología y publicada en JAMA, sugiere que el tratamiento con metmorfina no mejora la actividad ventricular en pacientes sin diabetes.

El estudio, liderado por Chris P.H de la Universidad de Groningen (Países Bajos), escogió aletoriamente a  380 pacientes que habían sufrido PCI para tomar metformina o placebo dos veces al día durante 4 meses y así determinar si metformina ayudaba a garantizar la actividad del ventrículo izquierdo después de un STEMI (un patrón determinado en un electrocardiograma posterior a un ataque cardiaco) en pacientes sin diabetes.

En la investigación, la fracción de eyección del ventrículo izquierdo, que permite medir cómo bombea el ventrículo izquierdo con cada contracción fue evaluada con una resonancia meganética. Cuatro meses después de comenzar el estudio ésta no fue diferente entre el grupo de metformina y el grupo placebo. Además, el nivel pro-péptido natriurético cerebral N-terminal no fue diferente en ninugno de los dos grupos.  Sin embargo se observaron eventos cardiacos mayores en seis pacientes del grupo que tomaron metformina y en dos pacientes del grupo que tomaron placebo.

“La función ventricular izquierda se considera actualmente el predictor más importante de morbilidad y mortalidad después de un STEMI. El estudio ha demostrado que la metmorfina no tiene un efecto significativo en los resultados a largo plazo después de STEMI en pacientes sin diabetes”, ha explicado el autor del estudio.

http://endocrinologia.diariomedico.com/2014/03/31/area-cientifica/especialidades/endocrinologia/metformina-no-mejora-actividad-cardiaca-pacientes-sin-diabetes

Cuestionan la utilidad de la metformina en niños obesos no diabéticos

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:31

Combinar la metformina con un régimen de dieta y ejercicio para el tratamiento de niños obesos sin diabetes sólo supera levemente los efectos de la dieta y el ejercicio.

“Ese beneficio reducido debería incluir efectos adversos y costos mínimos en cada caso, y la evidencia sólo respalda un período de uso relativamente corto”, dijo Marian S. McDonagh, PharmD, de Oregon Health & Science University, Portland.

La metformina está aprobada para el tratamiento de la diabetes tipo 2 en adultos y niños mayores de 10 años, pero cada vez se utiliza fuera de esa indicación para contrarrestar la obesidad infantil, según publica en JAMA Pediatrics el equipo de McDonagh.

“Nuestro objetivo es que los médicos y los padres cuenten con información precisa y sin sesgos para decidir sobre el uso de la metformina en niños obesos”, dijo la autora.

Con su equipo revisó 14 ensayos clínicos aleatorios para evaluar la seguridad y la efectividad de la metformina en el tratamiento de un total de 946 participantes, de entre ocho y 18 años, sin diabetes y con IMC de entre 26 y 41 puntos.

Los participantes tratados con metformina habían adelgazado 3,77 kg más y habían perdido 1,4 puntos más de IMC que aquellos tratados sólo con cambios del estilo de vida.

Pero dado que el IMC promedio inicial era de 33, la reducción registrada superaba apenas por un 3,6 por ciento a la obtenida con la dieta y el ejercicio únicamente, lo que no alcanza el valor necesario para obtener beneficios prolongados.

“El efecto clínico de una diferencia tan pequeña en el IMC es cuestionable”, dijeron los autores.

“Los análisis de los subgrupos sugieren que habrían niños más beneficiados que otros, como aquellos con un IMC mayor que 35, 12 años o menos y sin problemas de respuesta a cambios del estilo de vida previos”, agregaron.

“La evidencia es insuficiente como para examinar completamente esos subgrupos o tener en cuenta algunos de los potenciales factores confundentes más importantes (por ejemplo, la pubertad)”, señala el equipo.

No se registraron efectos adversos graves, aunque la metformina causó más casos de trastornos gastrointestinales (26 versus 13 por ciento).

“Es una decisión difícil, aun cuando el perfil de efectos adversos es bastante benigno y el fármaco está disponible en una versión genérica, de modo que el costo no es un problema importante”, dijo McDonagh.

“Aun así, existirían casos en los que no debería utilizarse: proporcionar una sensación de éxito en el corto plazo que podría obtenerse con cambios del estilo de vida, incluida la familiar, sostenidos en el largo plazo”, aclaró McDonagh.

“Sólo dos estudios siguieron a los participantes después de suspender el fármaco; los autores observaron que los participantes tendieron a recuperar el peso inicial. Hay que comprender que en esos estudios, los cambios del estilo de vida eran de baja intensidad y estaban orientados a los niños, no a las familias”, aseguró.

Los autores declararon no tener conflictos de interés.

FUENTE: JAMA Pediatrics, online 16 de diciembre del 2013.

27 septiembre 2013

La metformina podría reducir el riesgo de muerte por cáncer de próstata

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 7:49

La metformina, un medicamento para la diabetes de uso muy común, podría reducir el riesgo de morir por cáncer de próstata, según una nueva investigación.

Un estudio de casi 4,000 hombres con diabetes halló que los que tomaban metformina cuando les diagnosticaron un cáncer de próstata tenían menos probabilidades de morir por el cáncer o por otras causas que los que tomaban otros medicamentos para la diabetes.

“Hemos demostrado que la metformina está asociada con una mejora de la supervivencia en los pacientes diabéticos con cáncer de próstata”, afirmó el Dr. David Margel, uro-oncólogo en el Centro Médico Rabin en Petah Tikva, Israel, que realizó la investigación cuando estaba en la Universidad de Toronto.

“Está asociada con respecto a la respuesta a la dosis”, afirmó. “Cuanto más tiempo se tomaba la metformina, menos probable era morir de cáncer de próstata o de cualquier otra causa”.

Pero todavía falta por ver si la metformina puede evitar la progresión del cáncer de próstata en las personas sin diabetes, comentan los expertos.

La diabetes y el cáncer de próstata son comunes en Estados Unidos. Según la Sociedad Estadounidense del Cáncer (American Cancer Society), este año se diagnosticarán unos 239,000 nuevos casos de cáncer de próstata y más de 29,000 hombres morirán del cáncer.

La diabetes tipo 2 está descontrolada, y la metformina es el medicamento que se receta más habitualmente para el tratamiento. El año pasado se surtieron más de 61 millones de recetas de metformina en Estados Unidos. Algunas de las marcas con las que se comercializa son Glucophage y Glumetza. El medicamento, en su formas genéricas y con ciertas marcas, es relativamente barato.

Las investigaciones previas se han centrado en si la metformina podría reducir el riesgo de contraer cáncer de próstata, pero la mayoría de los estudios fueron negativos. Algunos expertos creen que el medicamento, en lugar de eso, funciona de manera que mejora la supervivencia una vez que ya ha aparecido el cáncer.

En el nuevo estudio, publicado en línea el 5 de agosto en la revista Journal of Clinical Oncology, Margel observó a más de 3,800 hombres diabéticos a partir de 67 años de edad que vivían en Ontario. Aproximadamente un tercio estaban tomando metformina al empezar el estudio. Los otros tomaban otros medicamentos para la diabetes.

Los hombres tomaron metformina durante una media de 19 meses (la mitad durante más tiempo y la otra mitad durante menos) antes de que se les diagnosticara un cáncer, y casi nueve meses después.

Durante aproximadamente cuatro años de seguimiento, Margel halló que los que tomaban metformina tenían un riesgo un 24 por ciento menor de fallecer por cáncer de próstata por cada seis meses adicionales tomando el medicamento después del diagnóstico de cáncer. La reducción del riesgo de muerte por otras causas fue inicialmente el mismo, pero se redujo con el paso del tiempo.

En ambos casos, aunque se halló una asociación entre la metformina y la supervivencia, no se estableció una relación directa de causalidad.

No se observó ninguna reducción en el riesgo de muerte de los pacientes que tomaban otros medicamentos para la diabetes.

Aunque el funcionamiento de los otros medicamentos para la diabetes consiste en aumentar la producción de insulina en el cuerpo, la metformina es un “sensibilizador de la insulina” que funciona al hacer que el cuerpo se haga más sensible a la insulina que ya produce. La insulina es necesaria para trasportar la glucosa a las células para que obtengan energía.

Algunas investigaciones sugieren que los niveles altos de insulina pueden contribuir al crecimiento del cáncer. La metformina, al no aumentar la producción de insulina en el cuerpo, podría reducir el crecimiento de las células cancerosas, según algunos expertos.

Los efectos secundarios típicos del medicamento son una diarrea leve y problemas estomacales, indicó Margel. “Normalmente remiten después de una o dos semanas”, señaló.

En su próximo estudio, los investigadores tienen planeado probar la metformina en pacientes con cáncer de próstata, pero sin diabetes. “Es muy seguro que los pacientes no diabéticos usen la metformina”, según Margel.

Los hallazgos indican que hay una necesidad de que se realice un estudio de gran tamaño en el que a hombres con cáncer de próstata en las primeras etapas de la enfermedad se les divida en grupos: uno en que se tome metformina y otro en que se tome un placebo, afirmó una experta. En un editorial acompañante de la revista, Kathryn Penney, profesora de medicina en el Hospital Brigham and Women’s en Boston, afirmó que al menos hay nueve ensayos en proceso examinando el efecto de la metformina en hombres con cáncer de próstata recurrente o en una etapa avanzada.

Pero estos ensayos actuales podrían estar empezando desde un momento en que ya es demasiado tarde, afirmó. En lugar de eso, un ensayo debería observar el efecto de la metformina en el momento del diagnóstico, cuando la enfermedad se encuentra normalmente en las primeras etapas.

“Si ese ensayo mostrara que hay un beneficio, entonces sí, los hombres que no tienen diabetes podrían empezar a tomar metformina en el momento en que les diagnostiquen un cáncer de próstata”, añadió.

FUENTES: David Margel, M.D., Ph.D., uro-oncologist, Rabin Medical Center, Petah Tikva, Israel; Kathryn Penney, Sc.D., instructor in medicine, Brigham and Women’s Hospital, Harvard Medical School, Boston; Aug. 5, 2013, Journal of Clinical Oncology.

http://www.intramed.net/contenidover.asp?contenidoID=81182

7 mayo 2013

La metformina controlaría la diabetes gestacional tan bien como la insulina

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:18

embarazada

 La metformina dio tan buen resultado como la insulina en un estudio aleatorizado sobre 94 mujeres con diabetes gestacional.
Publicado en American Journal of Obstetrics and Gynecology, el ensayo clínico replica los resultados de un estudio previo más grande que había comparado ambas terapias, según explicó el doctor Donald Coustan, obstetra de la Escuela de Medicina Brown de Providence, en Estados Unidos.
No obstante, Coustan consideró que los autores deberían haber trabajado más para destacar la importancia de informarles a las mujeres los riesgos potenciales en el corto y largo plazo que tiene la exposición intrauterina a la metformina y que aún no se conocen por completo.
El equipo de la doctora Cristiane Pavao Spaulonci, de la Universidad de Sao Paulo, en Brasil, indicó al azar el uso de metformina o insulina a un grupo de mujeres embarazadas que padecían diabetes gestacional y que no podían controlar la glucosa en sangre con dieta y ejercicio.
Con el tratamiento, las usuarias de metformina alcanzaron un nivel promedio de glucosa más bajo que las usuarias de insulina. Además, engordaron menos entre el inicio del tratamiento y el parto (0,43 versus 2,07 kg) y la frecuencia de hipoglucemia neonatal en sus bebés fue más baja (un 6,5 versus un 2,2 por ciento).
Doce mujeres tratadas con metformina necesitaron insulina suplementaria. El análisis de regresión logística reveló que una menor edad gestacional al momento del diagnóstico y los niveles de glucosa promedios previos al tratamiento podían predecir el riesgo de que una embarazada necesite insulina extra.
El 45,7 por ciento de las usuarias de metformina tuvo efectos adversos como náuseas y diarrea. Al grupo tratado con insulina no se le preguntó sobre esas complicaciones.
El equipo de Spaulonci explica que la metformina cruza la placenta y escribe que “mientras que hasta ahora no se han informado consecuencias adversas, no existen estudios prolongados y subsiste la posibilidad de que la programación uterina provoque cambios en la edad adulta, lo que podría ser bueno o malo”.
Coustan opinó que los efectos adversos detectados con el uso de la metformina y la falta de información sobre los efectos de la exposición intrauterina deberían haberse destacado más en el artículo.
En sus consultas, no utiliza metformina sino que les indica gliburida a las embarazadas con diabetes gestacional que deberían utilizar insulina pero la rechazan. Mientras que estudios previos habían demostrado que los niveles de metformina en el feto son dos veces más altos que en la sangre materna, dijo que los niveles de gliburida en el feto no superan la mitad de los niveles maternos.
“En la práctica, la insulina no cruza la placenta”, precisó y comentó que prefiere utilizarla para tratar a sus pacientes por las dudas que existen sobre el uso de la metformina y la gliburida durante la gestación.
“Soy muy cauteloso, pero pienso que pueden utilizarse si la paciente está adecuadamente informada sobre los riesgos desconocidos”, sostuvo.
Por Anne Harding
NUEVA YORK (Reuters Health) –
FUENTE: American Journal of Obstetrics and Gynecology, 2013
http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/news/fullstory_135809.html

3 octubre 2012

La metformina¿Nuevo medicamento para el cáncer?

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:43
metformina
Y es que la metformina es un médicamento común utilizado para disminuir la glucemia, un fármaco que en estos momentos se encuentra en profundo estudio sobre el cáncer a nivel mundial a raíz de una investigación que arrojó unos resultados sorprendentes.
Una investigación iniciada después de que los científicos encontraran en la metformina una forma de prevenir tumores en ratones y de que aquellos que eran diabéticos tenían menos probabilidades de desarrollar un tumor maligno si se medicaban la pastilla para la diabetes diariamente.
La metformina es actualmente un fármaco que se dispensa cerca de 120 millones de veces al año según el último informe en la revista Molecular Cancer Therapeutics. De tener éxito los últimos ensayos de mama y otros tumores, el médicamento podría convertirse en un arma barata en la lucha contra la enfermedad, según las primeras investigaciones, enfocado sobre todo a los tipos de páncreas y ovario.
Cuenta Chandini Portteu, quién sigue la investigación, que:
La esperanza es saber si lo consigue de forma segura y efectiva, entonces estaríamos ante un fármaco disponible realmente barato. Sería maravilloso para todos los pacientes saber que teníamos algo entre manos que ha resultado ser seguro, efectivo y de bajo coste.
Ahora habrá que esperar y ver los primeros resultados en los tests que se están realizando. De acabar con éxito, una píldora de hace más de 50 años podría ser una nueva arma contra el cáncer.
http://alt1040.com/2012/09/pastillas-diabetes-1958-cancer

26 septiembre 2012

Estudio desmiente que la metformina proteja del cáncer pulmonar

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:24

 Un estudio sugiere que la metformina no reduciría la incidencia del cáncer pulmonar en pacientes con diabetes tipo 2, desmintiendo estudios previos que habían sugerido que la disminuiría hasta un 45 por ciento.
El nuevo estudio “es de vanguardia: evita los sesgos de los estudios previos que habían detectado beneficios de la metformina”, indicó el autor principal, doctor Samy Suissa, de la Universidad McGill, en Montreal, Canadá.
“Nuestros resultados también confirman los de otro estudio de cohorte bien diseñado”, agregó.
El equipo de Suissa utilizó la información de la Base de Datos para la Investigación de la Atención General del Reino Unido para investigar la relación entre el uso de metformina y el riesgo de desarrollar cáncer pulmonar en pacientes con diabetes tipo 2.
El análisis caso-control incluyó a 808 pacientes con el cáncer y a 7.765 participantes con por lo menos un año de seguimiento (grupo de control).
Durante 5,6 años, la tasa de cáncer pulmonar fue de dos de cada 1.000 personas/años, según publica el equipo en la revista Diabetes Care. Y el uso de metformina no estuvo asociado con una reducción de la incidencia del cáncer.
Asimismo, no se observó una relación dosis-respuesta en la incidencia del cáncer pulmonar con respecto de la cantidad de recetas de metformina recibidas, la duración o la dosis acumuladas.
Los resultados fueron similares al organizar a los participantes según el tabaquismo: haber utilizado metformina alguna vez no estuvo asociado con una reducción de la frecuencia del cáncer pulmonar en los fumadores y los no fumadores.
“Nuestros resultados no respaldan los modelos de laboratorio orientados al efecto directo e indirecto de la metformina en el cáncer pulmonar y la proliferación tumoral”, sostiene el equipo.
“La metformina no tendría los efectos antineoplásicos como lo habían sugerido varios estudios imperfectos”, concluyó Suissa, que agregó: “Estamos convencidos de estos resultados. Es hora de que los líderes de la comunidad oncológica revisen rigurosamente los datos sobre el uso de la metformina como un producto preventivo o como tratamiento del cáncer. Estamos estudiando los cánceres de colon y mama”.
Por Will Boggs
NUEVA YORK (Reuters Health) –
FUENTE: Diabetes Care, online 24 de agosto del 2012
http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/news/fullstory_129363.html

8 agosto 2012

Autorizado el tratamiento de “Jentadueto” para adultos con diabetes tipo 2 de Europa

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:50

Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company han anunciado la autorización de comercialización, por parte de la Comisión Europea, de “Jentadueto”, que combina el inhibidor de la DPP-4, linagliptina y metformina en un solo comprimido, y que está indicado para el tratamiento de la diabetes tipo 2 en adultos.
   En concreto, linagliptina/metformina clorhidrato (HCl) es una nueva opción terapéutica basada en un solo comprimido, que se toma dos veces al día, y que ha sido autorizada para mejorar el control de la glucemia junto con dieta y ejercicio en pacientes inadecuadamente controlados.
   “Muchos pacientes necesitan más de un tratamiento para controlar adecuadamente la diabetes y linagliptina/metformina clorhidrato (HCl) ofrece una opción terapéutica simplificada basada en un solo comprimido, para mejorar el control de la glucemia y cuyo perfil de efectos secundarios es favorable”, ha explicado el vicepresidente corporativo senior de Medicina de Boehringer Ingelheim, Klaus Dugi.
ENSAYOS CLÍNICOS
   Un estudio aleatorizado y doble ciego, de 24 semanas de duración, evaluó a 791 pacientes con diabetes tipo 2 y control glucémico inadecuado, que habían recibido 2,5 miligramos de linagliptina/1.000 miligramos de metformina HCl dos veces al día.
   Sus principales conclusiones fueron que había reducciones estadísticamente significativas de la media corregida con placebo de la HbA1c, que se mide en pacientes diabéticos con objeto de obtener un índice del control glucémico de los últimos meses, así como reducciones importantes de la glucemia plasmática en ayunas.
http://www.europapress.es/salud/salud-bienestar-00667/noticia-empresas-autorizado-tratamiento-jentadueto-adultos-diabetes-tipo-europa-20120726183442.html

14 julio 2012

Metformina y función cerebral

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 17:57

encefalo1  

 Un fármaco para la diabetes, seguro y ampliamente utilizado, hace que las células del cerebro crezcan. El descubrimiento, publicado en “Cell Stem Cell”, es un paso importante para las terapias que tienen como objetivo reparar el cerebro, no mediante la introducción de nuevas células madre, sino, más bien, al estimular las que ya están presentes, según explica la autora principal del estudio, Freda Miller, de la Universidad de Toronto.
   Trabajos anteriores, llevados a cabo por el equipo de Miller, pusieron de relieve una vía, conocida como aPKC-CBP, por su papel esencial en indicar a las células madre neurales, dónde y cuándo diferenciarse en neuronas maduras. Además, otros estudios habían descubierto que la misma vía es importante para los efectos metabólicos de la metformina, en las células hepáticas.
   Sabiendo esto, según Miller, si la metformina activa la vía de la CBP en el hígado, tal vez podría hacer también que las células madre neurales del cerebro estimulen la reparación del cerebro. Ahora, la nueva evidencia apoya esta idea prometedora, en cerebros de ratones y células humanas. Los ratones que tomaron metformina, no sólo mostraron un aumento en el nacimiento de nuevas neuronas, sino que también eran más capaces de aprender la ubicación de una plataforma escondida, en una prueba de aprendizaje espacial.
   Si bien queda por ver si el popular medicamento para la diabetes ya podría estar sirviendo como estimulante cerebral en aquellos que lo están tomando, ya hay algunos indicios iniciales de que el fármaco puede tener beneficios cognitivos en las personas con enfermedad de Alzheimer. Aunque se pensaba que las mejoras se debían a un mejor control de la diabetes, parece que la metformina puede mejorar los síntomas de la enfermedad de Alzheimer, mediante la mejora de la reparación del cerebro.
   Miller se propone ahora probar si la metformina podría ayudar a reparar los cerebros de las personas que han sufrido un daño cerebral debido a traumatismos, o a terapias de radiación para el cáncer.
MADRID, 6 Jul. (EUROPA PRESS) – 
http://www.europapress.es/salud/noticia-medicamento-diabetes-hace-celulas-cerebro-crezcan-20120706102734.html

4 julio 2012

Metformina podría ser efectivo contra el cáncer de mama más agresivo

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:53

mamografia

   El Instituto Catalán de Oncología (ICO) ha iniciado recientemente el tratamiento con metformina, un fármaco contra la diabetes, en una paciente con cáncer de mama HER2 positivo, el más agresivo y con peor pronóstico, en el marco de un ensayo clínico pionero en el mundo que ha empezado en el Hospital Josep Trueta de Girona.
   El estudio, bautizado como “Metten”, quiere determinar si el hecho de administrar metformina combinada con quimioterapia ofrece mejores resultados que el tratamiento tradicional, hasta ahora poco efectivo, han informado el Instituto de Investigación Biomédica de Girona (Idibgi) y el ICO Girona.
   Un segundo objetivo es evaluar si el fármaco aumenta el intervalo de tiempo que transcurre desde el tratamiento antitumoral hasta la posible reaparición de la enfermedad, teniendo en cuenta la elevada tasa de recaída que registra este tipo de cáncer.
   Algunos tumores como el de mama presentan alteraciones moleculares similares a las que se observan en enfermedades del metabolismo como la obesidad y la diabetes, por lo que los fármacos que se utilizan para tratar este tipo de patologías podrían ser efectivos contra el cáncer.
   “Metten”, diseñado y coordinado por el ICO Girona, es el primero de sus características en humanos y cuenta con la participación de 16 centros hospitalarios de toda España que esperan reclutar a más de 200 mujeres con cáncer de mama HER2 positivo.
http://www.europapress.es/catalunya/noticia-farmaco-contra-diabetes-podria-ser-efectivo-contra-cancer-mama-mas-agresivo-20120619114859.html

4 abril 2012

La metformina puede prevenir el cáncer de hígado

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:34
pastillas-en-la-mano
Resultados alentadores con la metformina y el cáncer de hígado
Este fármaco, que se deriva de la lila francesa, se usa como tratamiento habitual del hígado graso no alcohólico y la diabetes.
La metformina, un fármaco que suele emplearse como tratamiento de la diabetes tipo 2, podría ayudar a prevenir el cáncer de hígado primario o carcinoma hepatocelular, un cáncer a menudo mortal que está aumentando en todo el mundo. Así lo asegura un equipo de investigadores de la University of Maryland cuyo trabajo se publica en Cancer Prevention Research.
Los diabéticos tipo 2 tienen un riesgo de desarrollar cáncer de hígado primario entre dos y tres veces mayor. También corren este peligro las personas obesas, quienes tienen hepatitis o hepatopatía grasa no alcohólica (NAFLD).
La metformina, que se deriva de la lila francesa, se usa para tratar la NAFLD y la diabetes. En la actualidad, se estudia en relación con la prevención de diversos cánceres, pero este estudio preclínico de la University of Maryland es el primero que se centra en el cáncer de hígado.
Según su autor principal, Geoffrey D. Girnun, profesor adjunto de Bioquímica y Biología Molecular en la University of Maryland School of Medicine, “esta investigación ha demostrado que la metformina previene el cáncer de hígado primario en modelos animales”.
“Los ratones tratados con metformina tuvieron tumores significativamente más pequeños y un menor número que aquellos que no recibieron la medicación”, apunta Girnun. “Creemos que la metformina debería ser evaluada como un agente preventivo en personas de alto riesgo. Muchos pacientes con diabetes ya están tomando esta medicación, con menos efectos secundarios”, añade.
A su juicio, “hay muchos estudios epidemiológicos retrospectivos que vinculan la metformina con un menor riesgo de cáncer de hígado”, pero ha sido este último estudio “el primero en evaluar formalmente si la metformina puede proteger frente la carcinogénesis, no sólo del crecimiento del tumor y su desarrollos, sino la formación del tumor en el hígado”, concluye.
« Página anteriorPágina siguiente »

Autor: Arturo Hernández Yero | Contáctenos
Actualidad sobre diabetes mellitus