Medicina Natural

21 septiembre 2010

Dieta inadecuada y poca activad física podrían conducir al asma inducido por el metabolismo

Filed under: noticias — mednat @ 2:05

Septiembre, 2010

Una mala alimentación y la falta de ejercicio pueden causar un desequilibrio en el metabolismo que podría incrementar el riesgo de un niño de desarrollar asma, sugiere un nuevo estudio.

Esto es así incluso entre los niños que tienen un peso saludable, un hallazgo que pone en duda la creencia generalizada de que la obesidad es en sí misma un factor de riesgo para el asma, según los autores del estudio.

Los investigadores analizaron los datos de casi 18,000 niños, de 4 a 12 años, que participaron en el Proyecto de detección del riesgo para la arteria coronaria en las comunidades de los Apalaches (CARDIAC, por su sigla en inglés).

El equipo de investigación se centró en un grupo de marcadores de problemas metabólicos tempranos, incluyendo los niveles de triglicéridos (un tipo de grasa en la sangre) y la presencia de acantosis nigricans, protuberancias de color bronceado o marrón en la piel que a menudo son biomarcadores de la resistencia a la insulina y niveles excesivos de insulina en la sangre.

Tras controlar una serie de factores, los investigadores concluyeron que la prevalencia del asma entre los niños se relacionaba fuertemente con los niveles de triglicéridos y la presencia del trastorno de la piel acantosis nigricans, independientemente del índice de masa corporal.

Los hallazgos del estudio aparecen en una edición avanzada en línea de la próxima edición impresa de la revista American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine.

“Nuestra investigación demostró que las anomalías tempranas en los lípidos y/o el metabolismo de la glucosa pueden estar relacionadas con el desarrollo del asma en la infancia”, señaló en un comunicado de la American Thoracic Society el autor principal, el Dr. Giovanni Piedimonte, profesor y director del departamento de pediatría en la Facultad de medicina de la Universidad de West Virginia (WVU), médico jefe en el Hospital Infantil de la WVU y director del Instituto de Investigación Pediátrica de la WVU.

“Nuestros hallazgos también implican una influencia fuerte y directa de las vías metabólicas en los mecanismos inmunitarios, tanto innato como adaptativo, que participan en el [desarrollo paso a paso la enfermedad] del asma en los niños”, agregó.

 

FUENTE: American Thoracic Society, Sept. 2010
HealthDay

10 septiembre 2010

Dietas bajas en carbohidratos, con alto contenido de carne podrían aumentar los riesgos para la salud

Filed under: noticias — mednat @ 7:57

Septiembre, 2010

 
Una dieta baja en carbohidratos en la que las grasas y proteínas proceden de origen vegetal en lugar de la carne es probablemente más saludable, halla una nueva investigación.

Al comparar los dos tipos de dietas durante más de dos décadas, los investigadores encontraron que las dietas bajas en calorías que se basaban en verduras daban lugar a menores tasas de mortalidad por enfermedad cardiovascular y cáncer, así como a una menor tasa de mortalidad en general por todas las causas.

“Estudiamos estas dos dietas bajas en carbohidratos y encontramos que el impacto de ambas era muy diferente”, apuntó Hu.

“Los que seguían la dieta baja en carbohidratos que se basaba en alimentos de origen animal tenían un mayor riesgo de mortalidad total y por cáncer en particular”, apuntó Hu, profesor de nutrición en la Facultad de salud pública de Harvard en Boston.

“Es la proporción lo que es importante”, apuntó Karen Congro, directora del Programa de Bienestar para la Vida en el Centro Hospitalario de Brooklyn en Nueva York. “Esto nos dice que la carne es el problema. Sobre todo la roja”.

Aunque estudios más pequeños y de corto plazo han demostrado que las dietas bajas en carbohidratos tipo Atkins conducen a la pérdida de peso, “es mucha la preocupación en torno a que una dieta baja en carbohidratos, que normalmente [incorpora] grasas y proteínas animales pueda aumentar el riesgo de enfermedades crónicas”, dijo Hu. Entre las que se encuentran la diabetes tipo 2 y la enfermedad cardiaca coronaria.

Aquí se informa sobre dos estudios, uno que dio seguimiento a 85,168 mujeres entre 1980 y 2006, y uno que siguió a 44,548 hombres de 1986 a 2006.

Los hombres y las mujeres que seguían la dieta baja en carbohidratos de origen animal tenían un riesgo de muerte 23 por ciento mayor, un 14 por ciento más de riesgo de morir por enfermedad cardiaca y un 28 por ciento más de riesgo de morir por cáncer, encontraron los autores del estudio.

Los que seguían la dieta “Eco-Atkins”, que incorpora grasas y proteínas de origen vegetal, tenían una tasa de mortalidad 20 por ciento menor y un riesgo 23 por ciento más bajo de morir por enfermedad cardiaca, indicaron los hallazgos.
Un editorial acompañante apunta que el diseño del estudio quizá no tomó en cuenta otras variables, como fumar y los niveles de educación, lo que subraya la necesidad de un ensayo clínico a gran escala.
 
FUENTES: Frank B. Hu, M.D., Ph.D., professor, nutrition, Harvard School of Public Health, Boston; Karen Congro, R.D., director, Wellness for Life Program, The Brooklyn Hospital Center, New York, N.Y.; Sept. 7, 2010, Annals of Internal Medicine
HealthDay

Autor: mednat | Contáctenos
Otro blog más de Art