Diabetes mellitus

6 Abril 2014

Antidiabéticos orales permiten simplificar el tratamiento de la enfermedad

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 20:55

Los hipoglucemiantes orales son un grupo muy heterogéneo de fármacos con un objetivo común: mejorar el control metabólico de la diabetes tipo 2 (DM2) para evitar la aparición de las complicaciones micro y macrovasculares propias de la enfermedad, que son las que disminuyen la calidad de vida de los pacientes y aumentan la mortalidad. Así lo subrayan los expertos que recientemente impartieron el taller “Simplificación del tratamiento con antidiabéticos orales: menos es más”, patrocinado por la Alianza Boehringer Ingelheim y Lilly en Diabetes, en el marco de las II Jornadas Nacionales de Diabetes de SEMERGEN en Santander.

La actividad, que se destinó a médicos de Atención Primaria (AP), tuvo como objetivo proporcionar las herramientas adecuadas para que estos profesionales de la salud puedan determinar qué tratamiento es el más adecuado para cada paciente con DM2, de manera que puedan individualizar la terapia a cada caso clínico. El taller fue impartido por dos miembros del Grupo de Trabajo de Diabetes de SEMERGEN: el Dr. José Mancera, Médico de Familia del Centro de Salud Ciudad Jardín (Málaga); y la Dra. Sònia Miravet, Médico de Familia del Área Básica de Salud Martorell (Barcelona).

Papel destacado de los iDPP-4

“Los antidiabéticos orales tienen la ventaja de su facilidad de uso, la aceptación favorable por parte de los pacientes, la buena cumplimentación terapéutica y un amplio abanico de opciones de tratamiento”, señala el Dr. Mancera. El médico malagueño explica que, en la actualidad, existen siete familias de hipoglucemiantes orales para el tratamiento de la diabetes: biguanidas, sulfonilureas, secretagogos de acción rápida, inhibidores de las alfa glucosidasas, glitazonas, inhibidores de la dipeptidil peptidasa (iDPP-4) y los inhibidores del transportador renal de glucosa (iSGLT2).

Entre ellos, resalta el papel que juegan los iDDP-4 en el tratamiento de la DM2 ya que, como señala la Dra. Miravet, “presentan muy buen perfil clínico: son efectivos en la disminución de la HbA1c, neutros en el peso, seguros a nivel cardiovascular y no producen hipoglucemias”.

Dentro de la familia de los iDPP-4, ambos expertos han coincidido en subrayar linagliptina (Trajenta®) porque “presenta una serie de características que la hacen muy útil, sobretodo el no tener que ajustar su tratamiento a lo largo de la enfermedad y que pueda utilizarse también en pacientes con insuficiencia renal, tan prevalente en las consultas de Atención Primaria”, según la Dra. Miravet. Además, “la asociación en un mismo comprimido con metformina ha redundado en mayor adherencia terapéutica por parte de los pacientes”, añade el Dr. Mancera.

Tratamiento adaptado a cada paciente

El taller abordó también la cuestión de la individualización, es una tendencia que cada vez se da más en el tratamiento de la diabetes. Según los expertos que lo imparten, la personalización es necesaria porque los objetivos de control son distintos en cada paciente dependiendo de su edad, los años de evolución de la enfermedad, la existencia o no de complicaciones o el riesgo de hipoglucemias. “El reto del médico de AP es determinar qué objetivo individual debemos alcanzar con cada paciente en particular. En este sentido, creemos que el taller puede ser un buen foro para discutir sobre este tema y llegar a conclusiones comunes”, apunta la Dra. Miravet.

La dinámica del taller fue eminentemente práctica: se realizaron una breve exposición teórica sobre los  diferentes algoritmos de tratamiento para, a continuación, presentar 3 casos clínicos muy prevalentes en la consulta de Atención Primaria: paciente anciano, paciente joven en riesgo de hipoglucemias y con sobrepeso y, por último, paciente con insuficiencia renal. Los participantes aportaron, de manera interactiva, las opciones más adecuadas en función de las características del paciente.

Fuente: Hill + Knowlton Strategies

http://www.vademecum.es/noticia-140321-los+antidiab%C3%A9ticos+orales+permiten+simplificar+el+tratamiento+de+la+diabetes,+lo+que+puede+mejorar+el+control+de+la+enfermedad_7958

5 Diciembre 2013

Sistema incretínico y protección cardiovascular

Archivado en: Temas interesantes — Arturo Hernández Yero @ 21:32

Los inhibidores DPP-4 (iDPP-4) y los agonistas de receptores de GLP-1 (a-GLP-1)- son los dos grupos de fármacos basados en el sistema incretínico que están disponibles en la actualidad, y que están generando gran interés en el abordaje de la diabetes dado su innovador mecanismo de acción y, en concreto, su potencial efecto a nivel cardiovascular, según se extrae de los estudios realizados en este campo. Así lo ha explicado el Dr. José Mª de Miguel Yanes, del Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario del Sureste (Arganda del Rey, Madrid), durante la mesa “Acciones cardiovasculares de las terapias incretínicas”, organizada por la Alianza Boehringer Ingelheim y Lilly en Diabetes en el marco del Congreso de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), celebrado en Málaga.

El experto ha explicado que, en la actualidad, el colectivo médico no se centra únicamente en el logro del control glucémico de las personas con diabetes, sino que cada vez está más sensibilizado con la mejora de la supervivencia y la calidad de vida a largo plazo de este tipo de pacientes “Esto pasa, necesariamente, por la prevención de la enfermedad cardiovascular”, ha destacado el Dr. de Miguel Yanes, más aun teniendo en cuenta que hasta el 80% de personas con diabetes tipo 2 fallecen por esta causa.

En este sentido, las terapias incretínicas han generado expectación, según el internista, no sólo porque “no aumentan la tasa de eventos cardiovasculares mayores, a diferencia de otros grupos farmacológicos, sino que los estudios realizados sobre humanos han descrito efectos beneficiosos sobre la presión arterial y sobre la contractilidad miocárdica, así como propiedades antiinflamatorias y de protección sobre el endotelio vascular. Podrían, asimismo, favorecer la angiogénesis o formación de nuevos vasos sanguíneos”.

El grupo terapéutico más completo

El Dr. de Miguel Yanes ha definido los iDPP-4 y los a-GLP-1 como la clase de fármacos antidiabéticos más completa disponible en la actualidad -insulinas aparte-, desde el punto de vista fisiológico. Para el experto, el fármaco antidiabético “ideal” debería ser capaz de aumentar la síntesis pancreática de insulina, disminuir la secreción pancreática de glucagón, minimizar la resistencia a la insulina endógena en los tejidos periféricos, aminorar la síntesis hepática de glucosa, disminuir la absorción intestinal de carbohidratos, modular las respuestas del tejido adiposo y sistema nervioso central y reducir la reabsorción de glucosa por parte del riñón. “Por su mecanismo de acción, los medicamentos que más se aproximarían a ese fármaco completo -salvo por la ausencia de acción sobre la reabsorción tubular renal de glucosa- serían las terapias incretínicas”.

Además, el médico internista apunta otras ventajas, como la reducida tasa de hipoglucemias asociada a su utilización y su polivalencia de uso en combinación con el resto de terapias, lo que hace que sean fármacos muy prescritos.

Entre las terapias basadas en incretinas existentes en el mercado, el Dr. de Miguel Yanes ha destacado linagliptina (Trajenta®), un inhibidor DPP-4, ya que “no precisa ajuste de dosis en la insuficiencia renal avanzada o en la insuficiencia hepática. Adicionalmente, la evidencia clínica preliminar sugiere que podría aportar beneficios cardiovasculares a largo plazo, a falta de conocer los resultados del estudio CAROLINA”.

Sobre linagliptina

Linagliptina está indicada para el tratamiento de pacientes adultos con diabetes tipo 2 como monoterapia o en combinación con metformina, con metformina y una sulfonilurea y como tratamiento complementario a la insulina. Con linagliptina no es necesario ningún ajuste de dosis independientemente de si existe disminución de la función renal o de una insuficiencia hepática.

Linagliptina (5 mg., administrada una vez al día) se comercializa en Europa con el nombre de Trajenta® y se administra en una única toma diaria en combinación con dieta y ejercicio, para reducir el nivel de azúcar en sangre en adultos con diabetes tipo 2. Linagliptina no está indicada para personas con diabetes tipo 1 o personas con cetoacidosis diabética (aumento de cetonas en la sangre o la orina).

Fuente: Hill + Knowlton Strategies

http://www.vademecum.es/noticia-131126-+los+tratamientos+basados+en+el+sistema+incret%C3%ADnico+ofrecen+esperanzas+en+la+protecci%C3%B3n+cardiovascular+del+paciente+con+diabetes+_7653

7 Noviembre 2012

Europa aprueba el uso de linagliptina como tratamiento en combinación con insulina en adultos con diabetes tipo 2

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:26
Un ensayo en fase III de 52 semanas demostró la eficacia y seguridad de este fármaco en combinación con insulina basal.
La Comisión Europea ha aprobado la ampliación de la indicación de linagliptina para una gama más amplia de pacientes con diabetes tipo 2 (DM2)
Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company han anunciado la aprobación por parte de la Comisión Europea de la ampliación de la indicación terapéutica del inhibidor DPP-4 linagliptina (Trajenta) para su uso en combinación con insulina en adultos con diabetes tipo 2.
Según esta aprobación, linagliptina está también indicada para su uso en combinación con insulina con o sin metformina, cuando el tratamiento únicamente con dieta y ejercicio no proporciona un control glucémico adecuado.
La aprobación se basa en los datos de varios estudios clínicos, incluyendo datos de eficacia de un ensayo fase III de 52 semanas de duración, que demuestran la eficacia y perfil de seguridad de linagliptina en combinación con insulina basal (criterio de valoración principal: eficacia después de 24 semanas de tratamiento). Concretamente este ensayo ha demostrado que después de 24 semanas, la combinación de linagliptina con insulina produce mejor control de la glucosa que la insulina sola, sin un riesgo adicional de hipoglucemia1.
La FDA de Estados Unidos ya aprobó linagliptina para el uso en combinación con insulina en adultos con diabetes tipo 2 en agosto de 2012.
JANO.es • 30 Octubre 2012 11:19
http://www.jano.es/jano/actualidad/ultimas/noticias/janoes/europa/aprueba/uso/linagliptina/tratamiento/combinacion/insulina/adultos/diabetes/tipo/2/_f-11+iditem-18343+idtabla-1?utm_source=JANO&utm_medium=email&utm_campaign=Jano+diario+-+30%2F10%2F2012

5 Septiembre 2012

Conocer las diferencias en el grupo de inhibidores de DPP4 impacta en el tratamiento del paciente individual

Archivado en: Temas interesantes — Arturo Hernández Yero @ 8:08

capsulas-de-diferentes-colores
Autora: Dra. Irina Dozo
La introducción en el mercado de la sitagliptina en 2006 representó un avance importante en el manejo de la diabetes tipo 2 (DBT2) por su novedoso mecanismo de acción en la inhibición de la enzima dipeptil-petidasa 4 (DPP4).
Desde entonces, otros fármacos inhibidores de la DPP4, como la vildagliptina y la saxagliptina, han sido aprobados también para el tratamiento de la DBT2 en países de alta vigilancia, La introducción de nuevos agentes terapéuticos en la DBT2 responde a la necesidad de favorecer la adherencia respecto de los tratamientos convencionales para lograr un control estricto de la hemoglobina glicosilada (HbA1), establecida recientemente en el 6,5%, con el objetivo de disminuir las complicaciones micro y macrovasculares.
Las diferencias en los perfiles de los inhibidores de DPP4 merecen ser evaluadas por el especialista para lograr el máximo beneficio clínico del paciente individual, tras la indicación del tratamiento con inhibidores de DPP4 en monoterapia o en combinación con otras drogas.
Las drogas disponibles en el mercado se absorben con rapidez y facilidad.
Sitagliptina y vildagliptina alcanzan una biodisponibilidad oral cercana al 85%, con una demora de 1 a 4 horas, y de 1 a 2 horas, respectivamente, para alcanzar la concentración máxima, que no se afecta con la ingesta.
La duración del efecto inhibitorio de los fármacos es un factor farmacodinámico que marca algunas diferencias en cuanto al beneficio clínico esperable. Mientras la sitagliptina demostró tener una vida media terminal de 8 a 15 horas, su efecto inhibitorio competitivo sobre la actividad plasmática de la DPP4 en 24 horas es >80% para dosis iguales o superiores a 50 mg. La vildagliptina registró una vida media plasmática menor (entre 2 y 3 horas), pero con
una degradación parcial del fármaco y una lenta disociación en su ligadura enzimática, lo que contribuye a mantener una inhibición del 90% a las 12,5 horas. No obstante, a las 24 horas, la tasa de inhibición enzimática de vildagliptina disminuye al 35%, por lo cual la sitagliptina resulta más efectiva en el control de la glucemia plasmática en ayunas.
Los estudios clínicos desarrollados para la linagliptina han demostrado que su estructura molecular le confiere una larga vida media terminal (184 horas), que permite mantener el efecto terapéutico en caso de que el paciente saltee una dosis. Por otra parte, la linagliptina es la molécula de mayor potencia en modelos in vitro -seguida por la sitagliptina-, lo cual se correlaciona con los valores hallados para la duración del efecto clínico a las 24 horas de su administración en modelos animales.
La inhibición farmacológica de la enzima DPP4 afecta a otros miembros de la familia de peptidasas como la DPP8 y DPP9, produciendo efectos tóxicos en modelos experimentales.
La sitagliptina resulta 2600 veces más selectiva para DPP4 que para DPP8/DPP respecto de la vildaglitina, que resulta entre 32 y 250 veces mayor para DPP4 y, en consecuencia, presenta mayor incidencia de efectos sobre la inmunidad vinculados con la estimulación de DPP8 y DPP9.
La selectividad es aún mayor en las moléculas en desarrollo: resulta hasta 10.000 veces mayor para DPP4 que para el resto de las peptidadas.
Las diferencias en las vías de metabolización y excreción pueden determinar la indicación de los fármacos, particularmente por el compromiso orgánico que genera la evolución crónica de la enfermedad.
Casi el 80% de la dosis de sitagliptina administrada por vía oral se excreta por la orina sin cambios, y no se han demostrado interacciones farmacológicas con otros agentes a nivel renal que puedan comprometer su clearance. Recientes estudios sobre el comportamiento cinético de la droga avalan la seguridad del uso de sitagliptina en la afección renal. Enaquellos pacientes cuya filtración renal de creatinina se encuentre entre 30 y 50 ml/min, puede recomendarse una dosis segura de 50 mg/día de sitagliptina, y de 25 mg/día en sujetos
con valores de filtrado inferiores a 30 ml/min (comparables con los niveles plasmáticos hallados en personas normales tratadas con 100 mg/día).
La eliminación de vildagliptina se produce por hidrólisis hepática en un 69% y, en menor proporción, por riñón e intestino a un metabolito inactivo, al igual que la linagliptina y la sitagliptina. Aunque la vida media de la vildagliptina no resulta alterada en los pacientes con insuficiencia renal, la concentración de su metabolito aumenta paralelamente a la gravedad de la enfermedad. Por tal motivo, no se recomienda su uso en pacientes con insuficiencia renal
aguda o hemodiálisis, aunque no requiere ajuste de dosis en la insuficiencia leve o moderada.
En algunos estudios, la elevación de las enzimas hepáticas en un 0,9% sobre el límite normal en pacientes tratados con vildagliptina 100 mg/día -comparada con el 0,3% del grupo placebo- determinó la recomendación de monitorear la concentraciones de dichas enzimas.
Saxagliptina es el único fármaco dentro de los inhibidores de la DPP4 cuya metabolización por el citocromo P450 hepático genera un metabolito activo que alcanza una vida media de 3,1 horas. Sin embargo, su efecto inhibitorio se mantiene por 26,5 horas. La particularidad de su metabolización excluye a los pacientes con afectación hepática severa de la indicación de saxagliptina.
Entre el 24% y el 36% de la dosis de saxagliptina se excreta por orina sin cambios, al igual que su metabolito.
Sólo el 7% de la dosis de linagliptina se excreta por riñón, lo cual -sumado a que la saturacióndel receptor se produce con bajas dosis del fármaco- le confiere ventajas adicionales en la administración a pacientes con compromiso renal, porque evita su acumulación y potencial toxicidad.
Los inhibidores de la DDP4 han sido aprobados por las agencias regulatorias por su demostrada eficacia y seguridad en el tratamiento de la DBT2, en monoterapia o administrados en combinación con otros hipoglucemiantes orales como la metformina.
Las nuevas moléculas -sitagliptina y vildagliptina- han probado su efectividad al lograr reducir los niveles de hemoglobina glicosilada en un 0,7% y un 0,6%, respectivamente, comparadas con placebo tras 12 a 52 semanas de tratamiento, en tanto que la saxagliptina y los fármacos en desarrollo registran resultados similares respecto de la disminución de la hemoglobina glicosilada.
La eficacia del tratamiento con inhibidores de DPP4 es consecuencia del logro de una mayor adherencia basada en la tolerabilidad y la seguridad de las drogas respecto de las terapéuticas convencionales. La disminución del riesgo de hipoglucemia y de los síntomas gastrointestinales, además del impacto favorable sobre el peso, son ventajas demostradas de la administración de los nuevos fármacos.
Los estudios realizados para determinar la seguridad de la sitagliptina o la vidagliptina resultaron concluyentes sobre los niveles de hipoglucemia (que resultaron similares a los del grupo placebo), una de las derivaciones más preocupantes en el tratamiento de la DBT2.
Un estudio reciente, que compara los datos de 19 ensayos clínicos doble ciego de pacientes tratados con sitagliptina en monoterapia respecto de un grupo no tratado que excluía a las sulfonilureas, estableció una diferencia favorable para el inhibidor en la incidencia de hipoglucemia del 4,9-11,7% cada 100 pacientes tratados por año. Sin embargo, la combinación de sitagliptina con estos u otros agentes, como insulina en pacientes con tratamientos en curso, resulta en un incremento de la incidencia del evento respecto de la asociación con placebo. Otro estudio multicéntrico doble ciego aleatorizado, que compara un grupo tratado con vildaglipina en monoterapia con uno tratado con gliclazida, mostró como resultado una reducción de la hipoglucemia (0,7% y 1,7%, respectivamente).
Por otra parte, los inhibidores de la DPP4 resultan bien tolerados respecto de los demostrados trastornos gastrointestinales asociados a metformina, como la alta incidencia de diarrea En grupos comparados, los pacientes tratados con sitagliptina presentaron un índice aumentado de constipación respecto del grupo no expuesto, lo cual merece estudios ulteriores para determinar las razones de su aparición.
A diferencia de los hipoglucemiantes tradicionales, como tiazolidenionas y sulfonilureas, los inhibidores de DPP4 no producen alteraciones del peso, lo cual constituye un factor decisivo en la indicación debido a que gran parte de la población de pacientes diabéticos presentasobrepeso u obesidad.
Finalmente, los fármacos inhibidores de DPP4 demostraron que, en modelos experimentales, pueden estimular la proliferación y contrarrestar la apoptosis de las células Beta pancreáticas, inherente a la evolución de la enfermedad. Hasta el momento, ningún otro grupo de fármacos había resultado ser eficiente en la modificación del curso de la enfermedad desde su génesis.
A partir de ahora, se amplían enormemente las perspectivas terapéuticas para una de las enfermedades con mayor incidencia a nivel mundial.

8 Agosto 2012

Autorizado el tratamiento de “Jentadueto” para adultos con diabetes tipo 2 de Europa

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:50

Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company han anunciado la autorización de comercialización, por parte de la Comisión Europea, de “Jentadueto”, que combina el inhibidor de la DPP-4, linagliptina y metformina en un solo comprimido, y que está indicado para el tratamiento de la diabetes tipo 2 en adultos.
   En concreto, linagliptina/metformina clorhidrato (HCl) es una nueva opción terapéutica basada en un solo comprimido, que se toma dos veces al día, y que ha sido autorizada para mejorar el control de la glucemia junto con dieta y ejercicio en pacientes inadecuadamente controlados.
   “Muchos pacientes necesitan más de un tratamiento para controlar adecuadamente la diabetes y linagliptina/metformina clorhidrato (HCl) ofrece una opción terapéutica simplificada basada en un solo comprimido, para mejorar el control de la glucemia y cuyo perfil de efectos secundarios es favorable”, ha explicado el vicepresidente corporativo senior de Medicina de Boehringer Ingelheim, Klaus Dugi.
ENSAYOS CLÍNICOS
   Un estudio aleatorizado y doble ciego, de 24 semanas de duración, evaluó a 791 pacientes con diabetes tipo 2 y control glucémico inadecuado, que habían recibido 2,5 miligramos de linagliptina/1.000 miligramos de metformina HCl dos veces al día.
   Sus principales conclusiones fueron que había reducciones estadísticamente significativas de la media corregida con placebo de la HbA1c, que se mide en pacientes diabéticos con objeto de obtener un índice del control glucémico de los últimos meses, así como reducciones importantes de la glucemia plasmática en ayunas.
http://www.europapress.es/salud/salud-bienestar-00667/noticia-empresas-autorizado-tratamiento-jentadueto-adultos-diabetes-tipo-europa-20120726183442.html

21 Marzo 2012

Casi el 20% de los pacientes españoles con diabetes tipo 2 tienen algún grado de insuficiencia renal crónica

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:59

El reciente lanzamiento de linagliptina en el mercado español ha abierto una nueva vía de tratamiento para los más de 3 millones de pacientes diabéticos diagnosticados que hay en nuestro país.
“Casi el 20% de los pacientes con diabetes tipo 2 tienen algún grado de insuficiencia renal crónica en España”, según ha explicado el Dr. Manel Mata, médico de familia y coordinador de redGDPS en Cataluña, que formuló esta aseveración en el marco de la sesión plenaria “Linagliptina. Hacia una mayor seguridad en el tratamiento de la diabetes”, organizada por Boehringer Ingelheim y Lilly. En este encuentro, se presentaron los primeros resultados del estudio PERCEDIME2, puesto en marcha por la redGDPS con el objetivo de evaluar la Prevalencia de la Enfermedad Renal Crónica en pacientes con diabetes tipo 2 en las consultas de atención primaria (AP) de nuestro país.
La nefropatía diabética es una de las principales complicaciones de la diabetes. Se trata de una enfermedad crónica y progresiva de los riñones que, además, se asocia a un riesgo mayor de sufrir patologías cardiovasculares y a una esperanza de vida media menor.
Es posible que las personas con diabetes que desarrollen nefropatía no experimenten síntomas en las primeras etapas de la enfermedad. Sin embargo, el tratamiento temprano de la diabetes tipo 2 puede tener implicaciones importantes, dado que incluso en los casos en los que no existen síntomas aparentes, retrasar la progresión de la nefropatía reduce significativamente la morbimortalidad. Además, la hipertensión arterial, la obesidad, el tabaquismo y el sedentarismo son factores de riesgo explícito de la nefropatía diabética.
A medida que la nefropatía avanza, la elección del tratamiento de la diabetes se ve cada vez más limitada. Muchos tratamientos actuales de la diabetes tipo 2 están contraindicados o no se recomiendan en pacientes que además presentan insuficiencia renal5. Hasta el momento, los médicos se encontraban ante el tratamiento de la diabetes tipo 2 relacionada con nefropatía o insuficiencia renal con pocas opciones terapéuticas disponibles.
En este sentido, el Dr. Mata se ha referido al estudio sobre la evaluación de la Calidad de la Atención a la Diabetes en AP, que redGDPS llevó a cabo en 2007. Este estudio se realizó en pacientes diabéticos con creatinina, y los datos en Cataluña revelaron que “un 46,9% de los pacientes con insuficiencia renal grave (MDRD <30), estaba siendo tratado con metformina, contraindicada en estos pacientes por el riesgo de desarrollar acidosis láctica, y en los cuales se debería sustituir la metformina por un fármaco más seguro en insuficiencia renal. En el caso de los pacientes tratados con sulfonilureas, contraindicadas con un MDRD<30, también sería conveniente cambiar el tratamiento por el elevado riesgo de hipoglucemia”, según ha comentado el Coordinador de redGDPS de Cataluña.
El reciente lanzamiento de linagliptina (Trajenta) en el mercado español ha abierto una nueva vía de tratamiento en pacientes con DM2, alrededor de 3 millones de personas diagnosticadas en nuestro país. El Dr. Josep Franch, médico de atención primaria y miembro de RedGDPS, ha destacado que “linagliptina se puede utilizar con toda la tranquilidad en pacientes con insuficiencia renal, una situación bastante frecuente en diabetes tipo 2, ya que no se elimina por vía renal, sino biliar”. ·”Ésta es la principal diferencia de linagliptina respecto al resto de inhibidores DPP-4″, ha añadido el doctor.
Linagliptina destaca, además, “por no requerir ajuste de dosis en aquellos pacientes con deterioro o perjuicio de la función renal, a diferencia de otros inhibidores de la DPP-4″, tal y como ha señalado el Dr. Franch.
Eficacia, seguridad y tolerabilidad
El programa de ensayos clínicos de fase III ha incluido a más de 6.000 pacientes en 40 países de todo el mundo y ha evaluado los perfiles de eficacia, seguridad y tolerabilidad de linagliptina en monoterapia y en combinación con otros tratamientos usados frecuentemente para el tratamiento de la diabetes como metformina y sulfonilureas.
Un análisis conjunto de tres grandes estudios de fase III, aleatorizados, controlados con placebo (n=2.141) demostró que los pacientes que recibieron linagliptina presentaron reducciones de la HbA1c, independientemente del grado de función renal, del -0,63% (p < 0,0001) para los pacientes con una actividad renal normal y del -0,69% para aquellos con una insuficiencia renal leve y moderada (p < 0,0001, p = 0,0174, respectivamente).
Además, en un estudio adicional que evaluaba los pacientes con diabetes de tipo 2, con insuficiencia renal grave y con un control insuficiente de la glucemia, linagliptina mostró una reducción clínicamente significativa de la HbA1c ajustada a placebo del -0,6% (p < 0,0001) a las 12 semanas de tratamiento8. La función renal se mantuvo estable a lo largo del tiempo y el número de muertes cardiovasculares en la población de alto riesgo fue bajo, con un paciente por grupo de tratamiento.
Proteger los riñones
Aunque la nefropatía diabética es una enfermedad que no tiene cura, es posible tomar medidas para frenar su desarrollo, como mantener los niveles de azúcar en sangre controlados; mantener la presión arterial en niveles de 130/80 y realizar controles periódicos; reducir la ingesta de proteínas; evitar el consumo de tabaco y alcohol; tratar las infecciones del tracto urinario; hacer el examen de la excreción de albúmina en la orina como mínimo una vez al año; y realizar actividad física regular y perder peso, en caso de que sea necesario (bajo la supervisión de un profesional de la salud).
JANO.es • 13 Marzo 2012 15:41
http://www.jano.es/jano/actualidad/ultimas/noticias/janoes/casi/20/pacientes/espanoles/diabetes/tipo/2/tienen/algun/grado/insuficiencia/renal/cronica/_f-11+iditem-16555+idtabla-1?utm_source=JANO&utm_medium=email&utm_campaign=Jano+diario+-+14%2F03

8 Febrero 2012

La FDA aprueba ‘Jentadueto’ para el tratamiento de la diabetes tipo 2 en adultos

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:21
El nuevo tratamiento combina el inhibidor de la DPP-4, linagliptina y metformina en un solo comprimido, dos veces al día, para disminuir la glucemia en adultos con diabetes tipo 2.
Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company anuncian la aprobación por la Food and Drug Administration (FDA) estadounidense de “Jentadueto” (linagliptina/metformina clorhidrato). Se trata de un nuevo comprimido que combina el inhibidor de la dipeptidil peptidasa-4 (DPP-4), linagliptina, con metformina1 y representa una nueva opción terapéutica basada en un solo comprimido, administrado dos veces al día, para adultos con diabetes tipo 2 que requieren un mejor control de su glucemia. Linagliptina (5 mg, una vez al día) se comercializa con el nombre de Trajenta™ (linagliptina).
Linagliptina/metformina HClTM es un medicamento de prescripción que se usa en combinación con dieta y ejercicio para mejorar el control glucémico en adultos con diabetes tipo 2 en los que está indicado el tratamiento con linagliptina y metformina. A la dosis máxima, linagliptina/metformina HClTM muestra disminuciones de los niveles de hemoglobina A1c (HbA1c o A1C) de hasta un 1,7% respecto a placebo (+0,1% para placebo y -1,6% para linagliptina/metformina HClTM).
La A1C es un parámetro que se mide en los diabéticos para obtener un índice del control glucémico durante los últimos dos a tres meses. Linagliptina/metformina HClTM no provoca un cambio significativo del peso corporal. Linagliptina/metformina HClTM se puede administrar en monoterapia o en combinación con sulfonilurea, un medicamento de prescripción frecuente para la diabetes tipo 2. Linagliptina/metformina HClTM no está previsto para el tratamiento de la diabetes tipo 1 o la cetoacidosis diabética (niveles altos de cuerpos cetónicos en sangre u orina). No se ha estudiado su combinación con insulina. La ficha técnica de linagliptina/metformina HClTM incluye una advertencia destacada alertando del riesgo de acidosis láctica, una posible complicación metabólica grave secundaria a la acumulación de metformina durante el tratamiento con linagliptina/metformina HClTM.
El Dr. Lance Sloan del Texas Institute for Kidney and Endocrine Disorders afirma respecto a la aprobación de ‘Jentadueto’ que “la mayoría de las personas con diabetes tipo 2 necesitan más de un medicamento para disminuir su glucemia, debido a la naturaleza compleja de la enfermedad,” por ello “Jentadueto” es una buena noticia ya que combina dos fármacos antidiabéticos en un solo comprimido, lo que lo convierte en una buena opción para personas que necesitan más de un medicamento y en quienes está indicado el uso de linagliptina y metformina”.
JANO.es • 03 Febrero 2012 12:13
http://www.jano.es/jano/actualidad/ultimas/noticias/janoes/fda/aprueba/jentadueto/tratamiento/diabetes/tipo/2/adultos/_f-11+iditem-16199+idtabla-1?utm_source=JANO&utm_medium=email&utm_campaign=Jano+diario+-+03%2F02%2F2012

18 Enero 2012

Empieza a comercializarse en España linagliptina para el tratamiento oral de la diabetes tipo 2 en adultos

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:32
Linagliptina, de Boehringer Ingelheim y Lilly, se convierte en el primer inhibidor de la DPP-4 de toma única que no requiere ajuste de la dosis del mercado español.
Boehringer Ingelheim y Lilly han anunciado el lanzamiento en España de linagliptina (‘Trajenta’) 5 mg. en dosis única diariapara el tratamiento oral de la diabetes tipo 2 en adultos.
Este fármaco se convierte así en el primer inhibidor de la DPP-4 comercializado en España de toma única que no requiere ajuste de la dosis, con independencia de la función renal, ya que se excreta sin metabolizar por vía biliar y por el intestino.
Linagliptina está recomendado como monoterapia en pacientes controlados inadecuadamente con dieta y ejercicio y en aquellos intolerantes a la metformina o que la tengan contraindicada debido a insuficiencia renal. También, como tratamiento en combinación con metformina cuando la dieta y el ejercicio junto con metformina no proporcionen un control glucémico adecuado. O en combinación con una sulfonilurea y metformina cuando la dieta y el ejercicio, junto con este tratamiento dual, no proporcione un control glucémico adecuado.
En España hay alrededor de 5 millones de personas, de los que un tercio desarrolla nefropatía diabética, mientras que en Europa, según datos de la International Diabetes Federation (IDF), el número de adultos con diabetes se estima en 55,4 millones de personas (un 8,5% del total de la población adulta) y se prevé que esta cifra supere los 66 millones en 2030.
El programa de ensayos clínicos de fase III ha incluido a más de 6.000 pacientes en 40 países de todo el mundo y ha evaluado los perfiles de eficacia, seguridad y tolerabilidad de linagliptina en monoterapia y en combinación con otros tratamientos usados frecuentemente para el tratamiento de la diabetes como metformina y sulfonilureas.
JANO.es • 16 Enero 2012 12:56

14 Septiembre 2011

La linagliptina, autorizada en Europa para el tratamiento de la diabetes tipo 2

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:21
Este fármaco, registrado por Boehringer Ingelheim y Eli Lilly bajo la marca Trajenta, es el primer inhibidor de la DDP-4 en dosis única que se aprueba en el continente.
Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company han recibido la autorización de la Comisión Europea para la comercialización deTrajenta® (linagliptina) 5 mg en dosis única diaria para el tratamiento oral de la diabetes tipo 2 en adultos. La Linagliptina es el primer inhibidor de la DDP-4 que se aprueba en Europa en dosis única.
La CE ha aprobado la linagliptina en combinación con metformina y con metformina más una sulfonilurea; como monoterapia en pacientes con un control insuficiente de la glucemia con una pauta de dieta y ejercicio solamente, y para aquellos cuyo tratamiento con metformina no es adecuado por intolerancia o por contraindicaciones debidas a la insuficiencia renal.
Los datos demuestran que linagliptina reduce la concentración de la hemoglobina A1c (HbA1c) en una media de entre el -0,6% y el -0,7% (en comparación con placebo). “El programa de fase III de ensayos clínicos ha demostrado la eficacia significativa proporcionada por linagliptina en el tratamiento de la diabetes tipo 2. Estamos satisfechos de que linagliptina esté pronto disponible para los pacientes de Europa”, afirmó el profesor Klaus Dugi, vicepresidente corporativo senior de medicina de Boehringer Ingelheim. “Las mejoras observadas en el control glucémico”, prosigue Dugi, “han demostrado ser duraderas hasta 52 semanas y eficaces para un amplio rango de pacientes adultos, lo que hace de linagliptina un tratamiento eficaz y seguro para la diabetes tipo 2.”
La diabetes tipo 2 es la causa más frecuente de insuficiencia renal en los países del mundo occidental, con una incidencia que varía entre el 30% y el 40% en países como Alemania y Estados Unidos. La insuficiencia renal, además, implica un riesgo mayor de enfermedad cardiovascular.
“A diferencia de otros inhibidores, linagliptina se excreta principalmente por vía biliar e intestinal, por lo que no requiere ajuste de dosis en pacientes adultos con disminución de la función renal o hepática”, asegura el profesor Anthony Barnett, director clínico del Departamento de Diabetes y Endocrinología, Heart of England NHS Foundation Trust, en Birmingham (Reino Unido).
Grave problema global
En España, los resultados preliminares del estudio ‘di@bet.es’ sitúan la prevalencia del tipo 2 de esta enfermedad en el 12%. En el conjunto de Europa, según datos de la International Diabetes Federation (IDF), el número de adultos con diabetes se estima en 55,4 millones de personas, lo que supone un 8,5% de la población adulta. Se prevé que esta cifra supere los 66 millones en 2030.
El envejecimiento de la población europea es la principal causa de la alta prevalencia de la diabetes en el continente, donde un tercio de la población tiene más de 50 años.
JANO.es • 06 Septiembre 2011 13:46
http://www.jano.es/jano/actualidad/ultimas/noticias/janoes/linagliptina/autorizada/europa/tratamiento/diabetes/tipo/2/_f-11+iditem-14852+idtabla-1?utm_source=MailingList&utm_medium=email&utm_campaign=Jano+diario+%2806%2F09%2F2011%29

17 Julio 2011

Presentan un fármaco contra la diabetes que reduce en un 54% los riesgos cardiovasculares

Archivado en: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 8:36
Siete estudios preclínicos y 12 estudios clínicos de fase III corroboran que la linagliptina presenta menos acontecimientos adversos que la glimepirida.
Las 71ª Sesiones Científicas de la Asociación Estadounidense de Diabetes (ADA, por sus siglas en inglés), celebradas recientemente en San Diego, han albergado la presentación de la linagliptina tras su aprobación por las autoridades sanitarias estadounidenses (FDA) el pasado mes de mayo. La Alianza Boehringer Ingelheim-Lilly presentó nuevos datos que corroboran la eficacia, seguridad y buena tolerabilidad de linagliptina -en concreto siete estudios preclínicos y 12 estudios clínicos de fase III- además de patrocinar el simposio ¨Claves del manejo de la hiperglucemia en pacientes con enfermedad renal concomitante¨.
Entre los nuevos datos presentados, destaca un estudio de fase III de dos años de duración que demuestra el mejor control glucémico en adultos con diabetes de tipo 2 (DT2) cuya glucemia no está suficientemente controlada. En este estudio, que evaluaba linagliptina o glimepirida combinadas con metformina, linagliptina presentó la misma eficacia hipoglucemiante que la glimepirida, según determinó la medida de la glucohemoglobina (HbA1c)**1, pero con una pérdida relativa de peso (-1,4 kg frente a +1,5 kg; diferencia media ajustada: -2,9 kg; p < 0,0001), menor incidencia de hipoglucemia (7,5% frente al 36,1%; p < 0,0001) y menos acontecimientos cardiovasculares (CV) (1,5% frente al 3,4%; riesgo relativo: 0,46 [0,23-0,91] p =0,02).
¨La combinación de linagliptina y metformina proporciona un notable control de la glucemia equivalente al de la combinación de una sulfonilurea con metformina. El valor añadido es que, a diferencia de la sulfonilurea, linagliptina no aumenta la aparición de hipoglucemia ni se asocia a ninguna ganancia de peso¨, declaró el profesor Klaus Dugi, vicepresidente corporativo senior de medicina de Boehringer Ingelheim. ¨Además¨, añadió, ¨comparada con sulfonilurea glimepirida, linagliptina demostró una reducción del 54% en el riesgo relativo de acontecimientos cardiovasculares en este estudio. Este hecho pone de manifiesto los prometedores datos de seguridad cardiovascular observados con linagliptina hasta la fecha, que actualmente estamos estudiando más a fondo en el estudio CAROLINA.¨
También se evaluó linagliptina en pacientes con diabetes de tipo 2 con diferentes grados de función renal.Un gran análisis conjunto de tres estudios de fase III, aleatorizados, controlados con placebo (n=2,141) demostró que los pacientes que recibieron linagliptina presentaron reducciones de la HbA1c, independientemente del grado de función renal, con el -0,63% (p < 0,0001) para los pacientes con una actividad renal normal y el -0,69% para aquellos con una insuficiencia renal leve y moderada (p < 0,0001, p =0,0174, respectivamente).
Perfil de seguridad favorable
En un estudio adicional que evaluaba los pacientes con diabetes de tipo 2, coninsuficiencia renal grave y con un control insuficiente de la glucemia, linagliptina dio lugar a una reducción clínicamente significativa de la HbA1c ajustada a placebo del -0,6% (p < 0,0001) a las 12 semanas de tratamiento. La función renal permaneció estable a lo largo del tiempo y el número de muertes cardiovasculares en la población de alto riesgo fue bajo, con un paciente por grupo de tratamiento.
¨El deterioro de la función renal es una complicación frecuente asociada a la diabetes de tipo 2 y también, es uno de los factores que más limitan la elección de los hipoglucemientes¨, afirmó el Dr. Mark Cooper, responsable científico del Baker IDI Heart and Diabetes Institute (Australia). ¨En este ensayo, linagliptina demostró un perfil de seguridad favorable y ser eficaz en la reducción del valor de la HbA1c, incluso en pacientes con diabetes de tipo 2 avanzada, que ya presentaban complicaciones renales¨.
Otro estudio de 24 semanas de duración que evaluaba linagliptina demostró reducciones medias de la HbA1c corregido con placebo de hasta el 1,7% con respecto al valor basal cuando linagliptina de 2,5 mg se administró dos veces al día en asociación con la metformina de 1000 mg, dos veces al día, en pacientes con diabetes de tipo 2 y con un control insuficiente de la glucemia. La combinación de linagliptina y metformina fue bien tolerada y mejoró el control glucémico en mayor medida que cualquiera de los medicamentos en monoterapia.
En el estudio, no se observó ningún aumento de peso con la asociación de linagliptina y metformina y el riesgo de hipoglucemia resultó ser muy bajo (cinco casos, o el 1,8% de los pacientes). En un grupo de tratamiento sin enmascaramiento que incluyó pacientes con insuficiente control glucémico (valor basal de la HbA1c >11%) la asociación de linagliptina de 2,5 mg, dos veces al día, con metformina de 1000 mg, dos veces al día, logró una reducción del valor de la HbA1c del 3,7%.
http://www.jano.es/jano/actualidad/ultimas/noticias/janoes/presentan/farmaco/contra/diabetes/reduce/54/riesgos/cardiovasculares/_f-11+iditem-14358+idtabla-1
JANO.es • 13 Julio 2011 12:07
Entradas siguientes »

Autor: Arturo Hernández Yero | Contáctenos
Otro blog más de Art