Diabetes mellitus

22 marzo 2018

Guía Cubana de Diagnóstico, Evaluación y Tratamiento de la Hipertensión Arterial

Filed under: Temas interesantes — Arturo Hernández Yero @ 13:57

Nueva guía cubana para la hipertensión arterial

21 marzo 2018

Descubren lo que sucede en el cerebro minutos antes de morir

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:31

Cerebro lupa¿Qué sucede en nuestro cerebro momentos antes de morir?

Según ha descubierto un equipo de neurólogos del Hospital Charité-Universitätsmedizin Berlin (Alemania), una ola de actividad eléctrica en nuestros cerebros llamada “tsunami cerebral” parece marcar el principio del fin.

Los expertos, que examinaron continuamente la actividad cerebral en 9 pacientes que estaban a punto de morir, observaron una ráfaga de actividad que parece preceder al cierre fatal de nuestro órgano más vital.

El hallazgo sugiere que la conciencia todavía puede estar presente muchos minutos después de que el resto del cuerpo haya dejado de mostrar signos de vida, lo que aumenta la posibilidad de que durante hasta cinco minutos, el proceso de apagado del cerebro pueda revertirse.

Todos los pacientes que fueron objeto de estudio, que procedían de Berlín (Alemania) y Cincinnati, Ohio (EE. UU.), tenían lesiones cerebrales fatales y habían solicitado que no se les reanimara.

Los expertos esperaban que, al implantar electrodos en los cerebros de sus sujetos de prueba, podrían descubrir tanto el momento como los mecanismos de los eventos durante el proceso de la muerte. Para su sorpresa, descubrieron que incluso cinco minutos después de que el corazón dejara de latir, las células cerebrales o neuronas, aún podían funcionar. Además, una especie de ‘tsunami cerebral’ marcó el momento en que estas neuronas se apagaban antes de su muerte final e irreversible.

“Después del paro circulatorio, la difusión de la despolarización -la disminución del potencial de la neurona- marca la pérdida de energía electroquímica almacenada en las células cerebrales y la aparición de procesos tóxicos que eventualmente conducen a la muerte. Es importante destacar que es reversible, hasta cierto punto, cuando se restablece la circulación”, aclara Jens Dreier, líder del trabajo.

Las neuronas mueren cuando la sangre deja de fluir, privándolas del oxígeno que necesitan como combustible para funcionar. Cuando esto sucede, las neuronas recurren a las reservas de energía durante unos minutos antes de apagarse por completo. Esto sucede cuando los mecanismos que usan las neuronas para mantener los iones separados comienzan a fallar. Los iones son partículas cargadas eléctricamente formadas cuando los átomos pierden o ganan electrones.

La ruptura de las barreras entre estas partículas libera una cantidad masiva de energía electroquímica en el cerebro a medida que las neuronas intentan consumir frenéticamente combustible.

Este proceso, conocido como propagación de la despolarización, se caracteriza por la hiperactividad en las neuronas, seguida de un silencio repentino.

Una última ‘ola’ parece marcar el punto en el que las neuronas permanecen activas por última vez, aunque el equipo de investigación advirtió que aún puede ser un marcador poco confiable para la ‘muerte verdadera’.

Por ahora los científicos no poseen un método claro para diagnosticar la muerte cerebral, y no hay forma de estar seguros cuando se pierde toda la capacidad de conciencia, según los autores.

Si bien el estudio no tiene un efecto directo en el cuidado del paciente hoy en día, puede llevar a mejores procedimientos de diagnóstico y tratamiento en el futuro. Los hallazgos pueden ser útiles para desarrollar estrategias para tratar el paro cardíaco y el accidente cerebrovascular que complementan los esfuerzos para restablecer la circulación en el organismo.

Referencia: Terminal spreading depolarization and electrical silence in death of human cerebral cortex. Jens P. Dreier et alia. Annals of Neurology. DOI: 10.1002/ana.25147

https://www.muyinteresante.es/ciencia/articulo/descubren-lo-que-sucede-en-el-cerebro-minutos-antes-de-morir-641520586381?utm_source=Cheetah&utm_medium=email_MUY&utm_campaign=180314_Newsletter

 

 

¿Cuántas horas se necesitan dormir para tener una vida saludable?

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:15

Hombre dormidoMantener unos buenos hábitos de sueño es vital para llevar una vida saludable, ya que un mal descanso puede afectar a la capacidad intelectual y al rendimiento, así como agravar o aumentar probabilidad de desarrollo de otro tipo de enfermedades, como como el Parkinson o el Alzheimer. “Dormir es fundamental para nuestra salud física y mental y este sueño debe ser de calidad y con una duración adecuada”, señala el doctor Carles Gaig Ventura, coordinador del Grupo de Estudio de Trastornos de la Vigilia y Sueño de la Sociedad Española de Neurología (SEN). “Por lo general, dedicamos pocas horas al descanso y además, son pocas las personas con problemas de sueño que buscan la ayuda de un profesional” explica. Horas de sueño dependiendo de la edad Expertos de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) recomiendan dormir entre 7 y 8 horas seguidas durante la noche, evitando hacer ejercicio al menos una hora antes de acostarse, así como el consumo de sustancias que afecten a la conciliación del sueño como las bebidas con cafeína o el alcohol. En cambio, el doctor Gaig aclara que “las necesidades de sueño varían a lo largo de la vida, fundamentalmente en relación con la edad, pero también con factores genéticos y personales”. No obstante, la National Sleep Foundation recomienda 14-17 horas para los menores de 3 meses, 12-15 horas para los menores de 11 meses, 11-14 horas para los menores de dos años, 10-13 horas para los menores de 5 años, 9-11 horas para los menores de 13 años, 8-10 horas para los adolescentes y 7-9 horas para los adultos. Para los mayores de 65 años se recomienda una duración de sueño diaria de 7-8 horas y, en todos los casos, lo ideal es mantener un horario de sueño regular con no más de dos horas de diferencia entre días de trabajo y días libre.

Fecha:16/03/2018
Fuente: https://www.20minutos.es/noticia/3289553/0/horas-dormir-tener-vida-saludable/?utm_source=Boletin&utm_medium=Email&utm_campaign=Suscriptores#xtor=AD-15&xts=467263
16/03/2018

Integrar bombas de insulina y ‘app’ marca el paso en diabetes

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 9:05

Celular inteligente de pantalla tactil
Según la Organización Mundial de la Salud, desde 1980 la prevalencia de la diabetes pasó del 4,7 por ciento de la población mundial al 8,5 por ciento en el año 2014. Esta tendencia ascendente continúa presente en la actualidad y cada vez se diagnostican más casos en países con ingresos medianos y bajos.
Con el objetivo de dar a conocer los proyectos de vanguardia en el campo de la diabetes, se ha organizado en Viena (Austria) el congreso Avances Tecnológicos y de Tratamiento en Diabetes (ATTD), al que han asistido industria, profesionales sanitarios y pacientes.
La principal novedad que se ha observado en las estrategias de las empresas es el interés por ofrecer paquetes con productos integrados que comprenden tanto una bomba de insulina como una aplicación móvil que permite al paciente realizar un seguimiento de su propio caso de diabetes.
Para lograrlo, varias empresas están desarrollando un sistema que se compone tres pasos: el primero es el sensor que, ubicado en el cuerpo del paciente, extrae los datos relevantes para el tratamiento y que se conoce como monitor continuo de glucosa (CGM, por sus siglas en inglés); el segundo es el algoritmo de control que, si bien normalmente ha formado parte de los dispositivos unidos a la bomba de insulina, en la actualidad se está incorporando a formatos compatibles con los smartphones; y por último, el suministrador de insulina en forma de bomba o de pluma.
Nuevos ‘Wearables’
“En la actualidad, ha surgido una nueva generación de wearables como pulseras inteligentes que se conectan al smartphone y que ofrecen datos de salud de manera continua al usuario. Esta tecnología se puede aplicar a las personas con diabetes y ayudarlas en su día a día para reducir el riesgo  de crisis hipoglucémicas”, ha explicado Eyal Dassau, investigador sénior de Ingeniería Biomédica en la Escuela de Ingeniería y Ciencias Aplicadas John A. Paulson de la Universidad de Hardvard (Estados Unidos).
Según explica, en el futuro “poder crear una aplicación que pueda hacer una estimación del impacto de ciertas comidas en el índice glucémico del paciente con tan sólo hacerles una foto y un algoritmo de predicción que tenga en cuenta la influencia de comidas inesperadas”.
Los nuevos tratamientos integrados para la diabetes tendrán como consecuencia directa la creación de grandes cantidades de datos de salud que, por el momento, estarán a cargo de las empresas suministradoras:”A día de hoy, las farmacéuticas están colaborando con empresas creadoras de software. Es el caso de los laboratorios Lilly y la empresa Livongo.
La fabricación de estos productos es una tarea complicada ya que debe de garantizar la privacidad de los datos y, a la vez, conservar la simplicidad que les permite ser fáciles de manejar”, ha afirmado David Klonoff, fundador del Programa de Ciberseguridad en Tecnología para la Diabetes en Dispositivos Conectados (DTSec).
‘App’ para el día a día
La celebración del congreso Avances Tecnológicos y de Tratamiento en Diabetes en Viena ha permitido dar a conocer a la comunidad internacional a una start-up local que ha desarrollado una aplicación para smartphone conocida como MySugr.
La app puede conectarse a varios dispositivos e interpretar datos y está pensada para que las personas con diabetes deleguen en ella una parte del seguimiento de su terapia: “Se ha demostrado a través de un estudio que las personas con diabetes que utilizaron la aplicación de MySugr durante cuatro semanas vieron reducidos sus niveles glucémicos así como el riesgo de sufrir una hipoglucemia”, ha explicado Anton Kittelberger, co-fundador de MySugr. Esta herramienta cuenta con una sección de coaching en la que profesionales especializados ofrecen consejos y ha pasado a formar parte de las soluciones integradas ofrecidas por Roche Diabetes Healthcare.
Comprometer al paciente
En el congreso ATTD también ha participado un proyecto estadounidense conocido como Canary Health que se centra en el empoderamiento de las personas con una enfermedad crónica a través del coaching, apunta Neal Kaufman, jefe de Medicina de Canary Health.
Según explica, “las terapias, los dispositivos y los números no son suficiente en el abordaje de la diabetes. Cuando el paciente tiene más información y puede tener decisiones se siente más comprometido con su propio estado de salud. Esta actitud les ayuda en la gestión de sus emociones y de sus relaciones, lo que repercute en una reducción del riesgo de sufrir depresión”.
Juan Rodríguez de Rivera.
Fecha: 16/02/2018

http://www.diariomedico.com/2018/02/16/area-profesional/gestion/integrar-bombas-de-insulina-y-rappr-marca-el-paso-en-diabetes

12 marzo 2018

Las etiquetas y la mercadotecnia de los alimentos en Chile se vuelven el campo de batalla contra la obesidad

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 14:07

Matías A. Loewy
BUENOS AIRES, ARG. Con el fin de hacer frente a la epidemia de obesidad, Chile ha ido implementando, desde el año 2012, una serie de políticas combinadas sin precedentes para regular el etiquetado, la comercialización en las escuelas y la promoción de alimentos, incluyendo medidas tan extremas como la prohibición de los huevos sorpresa de chocolate y de conejos de Pascua.[1,2]
El diario The New York Times lo describió en un reportaje reciente como “el intento más ambicioso del mundo para cambiar la cultura alimentaria del país”.[2] En tanto, la representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en ese país, Eve Crowley, sostuvo que Chile se ha convertido en un “referente mundial” en ese campo y la invitó a compartir su experiencia en la próxima conferencia regional de la FAO, a celebrarse en Jamaica del 5 al 8 de marzo.[3]
Las normas, que han enfrentado la resistencia de la cámara que reúne a las empresas alimentarias, apuntan a combatir la elevada prevalencia de obesidad y podrían servir de modelo en otros países de la región. Según un estudio de 2014 sobre 188 países, Chile registra la mayor prevalencia de obesidad en Latinoamérica y el Caribe entre los varones niños y adolescentes: 11,9% (IC 95%: 9,6 -14,3). También presenta la mayor proporción de adultos varones con sobrepeso y obesidad en la región: 67,9% (65,5 – 70,3), en tanto que entre las mujeres, la cifra llega al 63,9% (61,3 – 66,4).[4] Se ha calculado que el país gastó el 0,54% del Producto Interno Bruto en 2016 para pagar los costos derivados de la obesidad, como tratamientos médicos, enfermedades asociadas, pensiones de invalidez, ausentismo laboral, pérdida de productividad y mortalidad prematura. Se estima que esa erogación se va a triplicar en 2030.[5]
“Ante la epidemia de obesidad que la agobia, Chile no dudó en enfrentarse a los poderosos intereses económicos de la industria de los alimentos procesados”, elogió las medidas el médico oncólogo peruano Elmer Huerta, colaborador médico de CNN en Español y director del Preventorio del Cáncer del MedStar Washington Hospital Center, en Washington D.C., Estados Unidos. El Dr. Huerta agregó que, aunque los índices de exceso de peso en Perú y otros países sean menores, “no debemos esperar para llegar a esos límites para recién actuar”.[6]
Un abordaje simultáneo
La lógica que guía la adopción de las medidas es que los cambios dietarios observados en Chile y en el resto de Latinoamérica (donde más del 20% de los chicos y adolescentes de 0 a 19 años tienen exceso de peso) se interpretan en gran parte como el resultado de una serie de cambios a nivel local, nacional y global que afectan la disponibilidad, accesibilidad y asequibilidad de los alimentos, así como su demanda por parte de la población debido a la mayor exposición a la publicidad y otras estrategias de mercadotecnia.[7]
“A mi parecer, lo más destacable de la experiencia chilena es que se están intentando abordar simultáneamente varios aspectos del ambiente alimentario”, sintetizó a Medscape en Español la Dra. Camila Corvalán, médica cirujana, magíster en salud pública y doctora en nutrición, quien dirige el Centro de Prevención de Obesidad y Enfermedades Crónicas (CEPOC), que depende del Instituto de Nutrición y Tecnología de los Alimentos (INTA) de la Universidad de Chile, en Santiago.
Las medidas que Chile empezó a implementar de manera escalonada desde 2015 incluyen: 1) la restricción de la mercadotecnia de alimentos poco saludables; 2) la mejora de los ambientes escolares a través de la prohibición de la promoción y venta de esos alimentos; 3) la entrega de información en los puntos de venta a través del uso de logos de advertencia o “sellos negros” octogonales obligatorios que alertan sobre el alto contenido de azúcar, sal, grasas saturadas y calorías; 4) la imposición de impuestos altos a las bebidas azucaradas.
En el marco de esa política, algunas de las medidas adoptadas tienen pocos precedentes a nivel mundial. Por ejemplo, la prohibición de que aparezca la ilustración del Tigre Tony (o Tigre Toño) y otras figuras animadas en el envase de comestibles destinados al consumo infantil, como las pastillas danzantes de los chocolates M&M’s. Al menos un estudio había relacionado la presencia de caracteres infantiles en los envases con el mayor contenido de azúcar y calorías.[8]
También se han prohibido los huevos de chocolate Kinder con sorpresa, dado que se considera que los juguetes funcionan como gancho comercial para un producto con ingredientes poco nutricios para los niños. El conejo de Pascua, por su forma atractiva para el público infantil, corrió la misma suerte.
Los kioscos de las escuelas chilenas ya no pueden comercializar las botanas y bebidas que eran más compradas por los niños durante los recreos, como galletas, chocolates, bebidas con azúcar, helados, papas fritas y aperitivos de harina de maíz con sabor a queso.[9] En cambio, pueden ofrecer, entre otros ítems, jugos y gaseosas sin azúcar, frutas y verduras frescas, y batidos de yogur o helados de fruta natural sin azúcar adicionada. El Ministerio de Salud recomendó, en tanto, que los alumnos lleven desde sus hogares colaciones saludables, como un puñado de almendras, un pote de media fruta picada con medio yogur o palitos de zanahoria, apio y brócoli.
Por otra parte, a partir de junio próximo, la televisión, la radio y las salas de cine no podrán difundir avisos publicitarios de comida chatarra o no saludable entre las seis de la mañana y las diez de la noche.
En algunas categorías de productos, como chocolates y galletas, el 90% lleva al menos un sello negro o logo de advertencia. La imagen que acompaña esta noticia muestra la foto de una pasta picante a base de ají, que porta el sello de alto en sodio. Junto a Ecuador y México, Chile se transformó en el tercer país en el mundo en exigir este tipo de etiquetado frontal obligatorio. Cabe destacar que las etiquetas frontales negras, colocadas de acuerdo con la ley de Rotulado y Publicidad de Alimentos, son extremadamente visibles en los productos comercializados en Chile.
Resultados preliminares
De acuerdo con la Dra. Corvalán, las primeras evidencias del impacto positivo de esta estrategia es que alrededor del 20% de los productos procesados fueron reformulados en un año y medio para reducir o eliminar la presencia de sellos en sus envases. En septiembre pasado, por ejemplo, Coca-Cola anunció que dos de sus bebidas estrellas (Fanta y Sprite) reducirían en Chile un 55% – 60% el contenido de azúcar de sus fórmulas originales.[10]
La Dra. Corvalán también está conduciendo un estudio, que se va a sostener a lo largo de cinco años, sobre la percepción y las actitudes de casi 800 adolescentes y poco más de 900 madres de preescolares de Santiago. El primer análisis preliminar, a nueve meses de la puesta en vigencia de la ley, revela que el 91% de las madres y el 81% de los adolescentes asocian la presencia de logos o sellos en alimentos con que sean poco saludables. En tanto, el 26% de las madres y el 23% de los adolescentes define a un alimento saludable como aquel que no tiene sellos, una proporción mayor de aquellos que juzgan ese atributo por factores tales como la marca, el listado de ingredientes o la presencia de mensajes de salud en el rótulo.
Asimismo, entre 2016 y 2017 subió del 28% al 35% la proporción de madres que considera que la presencia de logos o la información nutricional es el principal factor que toman en cuenta a la hora de decidir la compra de un nuevo alimento o bebida, por encima de la marca o el precio. En los adolescentes, en cambio, la relación se invierte y los logos o la información nutricional ocupan el tercer lugar en importancia, con el 11%.[11]
Otros estudios de mercado también sugieren cambios tangibles en la conducta de los consumidores. En el trimestre posterior a que entrara la norma en vigencia, cayeron un 3,6% las ventas de los productos con sellos. Y después de un año, el 36,5% de los chilenos declaró haber cambiado su elección y compra de alimentos y bebidas.[12] Según un trascendido periodístico, la ley “ha golpeado muchísimo a todas las empresas” y hasta Danone evalúa irse del país por esa causa.[13]
A diferencia de lo ocurrido en México, la presión impositiva sobre las bebidas azucaradas parece haber sido un ingrediente de efectividad más marginal. El aumento de los impuestos a los refrescos, jugos y néctares con alto contenido de azúcar (6,25 g/dl) fue del 5%, pasando del 13% al 18%. Y se disminuyó un 3% (al 10%) el de aquellos productos con poco o sin azúcar. Un estudio internacional reveló que Chile es hoy uno de los cuatro países donde el litro de Coca-Cola es más cara, aunque, por el aumento de los ingresos, la bebida es más asequible que hace 25 años.[14] “En verdad, el alza de impuestos fue pequeña y acompañada de una disminución de impuestos en productos alternativos, por lo que nuestros análisis muestran que eso se tradujo en un menor impacto”, dijo la Dra. Corvalán.
En cualquier caso, los expertos reconocen que todavía es muy prematuro para documentar modificaciones sostenidas en los patrones de alimentación, en la prevalencia del exceso de peso o en la incidencia de enfermedades derivadas. El año pasado, la ministra de salud de Chile, Carmen Castillo, sostuvo que se necesitarían evaluaciones progresivas “que nos demuestren a futuro una baja en la obesidad y las mejoras en la alimentación de las personas”.[15]
¿Un ejemplo a seguir?
La iniciativa chilena ha enfrentado la oposición de ejecutivos de las compañías alimentarias, que han catalogado las medidas como exageradas, confusas, paternalistas e invasivas. Por ejemplo, critican que los sellos negros se basen en el contenido calórico o en la concentración de los nutrientes cada 100 gramos o 100 mililitros y no en el tamaño usual de la porción, por lo que transmitirían una “percepción de riesgo deformada”.[16] Otros consumidores han cuestionado que las empresas eviten el sello de “alto en azúcar” reemplazándola en sus productos por edulcorantes artificiales de cuya seguridad en el largo plazo desconfían.
La industria y algunos expertos en obesidad también denuncian que la política está demasiado centrada en la alimentación y pierde de vista la importancia de la lucha contra el sedentarismo. Y sostienen que sería mejor educar a los consumidores respecto a un estilo de vida saludable que incluya el ejercicio.
Para Susana Socolovsky, PhD, doctora en química, presidenta de la Asociación Argentina de Tecnólogos Alimentarios (AATA) y consultora técnica internacional en regulaciones alimentarias, la norma de etiquetado chilena transgrede los lineamientos del Codex Alimentarius [compendio internacional de normas alimentarias de la FAO y la OMS] que propone informar sobre el contenido de nutrientes sin darle al mismo una connotación positiva o negativa ni provocar el rechazo de un producto.
Los sellos negros de advertencia, dijo la Dra. Socolovsky a Medscape en Español, “se basan en límites arbitrarios y no dan al consumidor la posibilidad de aprender. Todo alimento es saludable en cantidades moderadas. Y no todos los grupos poblacionales tienen las mismas necesidades nutricionales. ¿Qué sentido tiene un etiquetado que no educa?”. En su lugar, propuso un modelo “tipo semáforo” como el que está vigente de manera voluntaria en Gran Bretaña.
La Dra. Corvalán, del INTA, coincidió en que la educación es importante, pero sostuvo que esa estrategia tiene claras limitaciones en grupos más vulnerables. “Por eso, debemos generar cambios en los ambientes alimentarios para hacer que las decisiones saludables sean más fáciles de tomar y, de manera simultánea, trabajar especialmente con los niños para que desarrollen preferencias alimentarias más saludables”, resaltó a Medscape en Español. Dado que estas preferencias se configuran temprano en la vida, precisó la especialista, es “muy relevante” actuar en esa etapa. Diferentes estudios confirman que es más difícil lograr resultados perdurables con la modificación del estilo de vida, una vez que se presenta la obesidad.
Por otra parte, la Dra. Corvalán aseguró que “la evidencia sugiere que las acciones centradas en mejorar la dieta son las que más probablemente nos devuelvan a un estado de nutrición adecuado. Las medidas centradas en la actividad física son relevantes, pero secundarias”.
La experiencia chilena está siendo seguida por atención por otros países de la región, que, en algunos casos, estudian implementar medidas similares. Uruguay, por ejemplo, tiene un proyecto de etiquetado que recrea el sistema de logos o sellos negros en los envases, una medida que también despertó el rechazo de sectores de la industria de alimentos.[17] En Perú, en el marco de duros enfrentamientos, la Comisión de Defensa del Consumidor del Congreso aprobó en noviembre un esquema que reemplaza los octógonos negros propuestos por las autoridades de salud por un “semáforo nutricional” que, al igual que en Ecuador, destaca aquellos ingredientes que se encuentran en niveles bajos (verde), medio (amarillo) y alto (rojo).[18] El Ministro de Salud peruano, en cambio, sigue reivindicando el uso de los octógonos al modo chileno “porque significan alerta, precaución (…) y debemos tener un mensaje claro para que el consumidor o comprador decida rápidamente”.[19]
En la opinión de la Dra. Corvalán, Latinoamérica se encuentra en una “posición única” para implementar medidas estructurales que favorezcan ambientes alimentarios más saludables. “Cada país tiene una realidad particular que permite avanzar en algunos aspectos más rápidamente que en otros. Por ejemplo, impuestos en México, etiquetado en Uruguay o alimentación escolar en Brasil. Yo creo que lo importante de la experiencia chilena es que estamos hablando de que se necesita un ‘paquete’ de acciones que aborden simultáneamente diferentes aspectos del ambiente alimentario. Yo creo que nuestros países tienen aún una riqueza culinaria a la cual apelar para combatir la epidemia de obesidad y enfermedades crónicas asociadas”, concluyó.

Referencias
1.Congreso Nacional de Chile. Ley núm. 20.606 sobre composición nutricional de los alimentos y su publicidad. Consultada en versión electrónica. Publicada el 6 de julio de 2012. Última versión 13 de noviembre de 2015. Disponible en: https://www.leychile.cl/Navegar?idNorma=1041570#etiquetado0
2.Jacobs A. In sweeping war on obesity, Chile slays Tony the Tiger. The New York Times. Publicado el 7 de febrero de 2018. Disponible en: https://www.nytimes.com/2018/02/07/health/obesity-chile-sugar-regulations.html
3.Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura. Chile debe compartir su experiencia en la lucha contra la obesidad en la Conferencia Regional de la FAO. Publicado el 16 de febrero de 2018. Disponible en: http://www.fao.org/americas/noticias/ver/es/c/1103098/
4.Ng M, Fleming T, Robinson M, Thomson B, y cols. Global, regional, and national prevalence of overweight and obesity in children and adults during 1980-2013: a systematic analysis for the Global Burden of Disease Study 2013. Lancet. 30 Ago 2014;384(9945):766-81. doi: 10.1016/S0140-6736(14)60460-8. PMID: 24880830. Resumen
5.Yáñez C. Estudio calcula que este año Chile gastará 0,5% del PIB por causa de la obesidad. La Tercera. Publicado el 13 de noviembre de 2016. Disponible en: http://www2.latercera.com/noticia/estudio-calcula-este-ano-chile-gastara-05-del-pib-causa-la-obesidad/
6.El éxito de la ley de etiquetado en Chile y las expectativas en el Perú. RPP Noticias. Publicado el 8 de febrero de 2018. Disponible en: http://vital.rpp.pe/comer-bien/el-exito-de-la-ley-de-etiquetado-en-chile-y-las-expectativas-en-el-peru-noticia-1103995
7.Corvalán C, Garmendia ML, JonesSmith J, Luther CK, y cols. Nutrition status of children in Latin America. Obesity Reviews. Jul 2017;18(Suppl Suppl 2):7-18. doi:10.1111/obr.12571. PMID: 28741907. Resumen
8.Mediano Stoltze F, Barker JO, Kanter R, Corvalán C, y cols. Prevalence of child-directed and general audience marketing strategies on the front of beverage packaging: the case of Chile. Public Health Nutr. Feb 2018;21(3):454-464. doi: 10.1017/S1368980017002671. PMID: 29094661. Resumen
9.Bustos ZN, Kain J, Leyton DB, Olivares CS, y cols. Colaciones habitualmente consumidas por niños de escuelas municipalizadas: motivaciones para su elección. Rev Chil Nutr. 2010; 37 (2): 178-183. doi: 10.4067/S0717-75182010000200006. Artículo
10.Fanta y Sprite cambian su fórmula para poder eliminar sus sellos de los envases. El Dínamo. Publicado el 27 de septiembre de 2017. Disponible en: http://www.eldinamo.cl/tendencias/2017/09/27/fanta-y-sprite-cambian-su-formula-para-poder-eliminar-sus-sellos-de-los-envases/
11.Instituto de Políticas Públicas en Salud (IPSSUS). El 95% de madres de preescolares y adolescentes aprueban que se indique qué alimentos no son saludables”. Publicado el 28 de junio de 2017. Disponible en: http://www.ipsuss.cl/ipsuss/actualidad/el-95-de-madres-de-preescolares-y-adolescentes-aprueban-que-se-indique/2017-06-28/100538.html
12.Ramírez C. Chile: Consumidores han cambiado hábitos tras Ley de Etiquetado de Alimentos. América Retail. Publicado el 29 de mayo de 2017. Disponible en: http://www.america-retail.com/chile/consumidores-han-cambiado-habitos-tras-ley-de-etiquetado-de-alimentos/
13.Collados A. Marca Danone evalúa irse del país. La Segunda. Publicado el 21 de febrero de 2018. Disponible en: http://impresa.lasegunda.com/2018/02/21/A/EL3B4OP1/all#6T3B58D5
14.Blecher E, Liber AC, Drope JM, Nguyen B, y cols. Global Trends in the Affordability of Sugar-Sweetened Beverages, 1990–2016. Prev Chronic Dis. 4 May 2017;14:160406. doi: 10.5888/pcd14.160406. PMID: 28472607. Artículo
15.Galaz OG. Ley de Etiquetado: 67% de los chilenos selecciona productos con menos sellos. Instituto de Políticas Públicas en Salud (IPSSUS). Publicado el 1 de abril de 2017. Disponible en: http://www.ipsuss.cl/ipsuss/analisis-y-estudios/ley-de-etiquetado-67-de-los-chilenos-selecciona-productos-con-menos/2017-01-04/175739.html
16.Ley de etiquetado. El Mercurio. Publicado el 6 de junio de 2017. http://www.elmercurio.com/blogs/2017/06/06/51614/Ley-de-Etiquetado.aspx
17.Ingenieros de Alimentos critican modelo de etiquetado del Gobierno”. El Observador. Publicado el 30 de noviembre de 2017. Disponible en: https://www.elobservador.com.uy/ingenieros-alimentos-critican-modelo-etiquetado-del-gobierno-n1147030
18.Comisión de Defensa del Consumidor aprueba etiquetado ‘semáforo’ para productos”. La República. Publicado el 14 de noviembre de 2017. Disponible en: http://larepublica.pe/economia/1145204-comision-de-defensa-del-consumidor-aprueba-etiquetado-semaforo-para-productos
19.Ministro de Salud: Estamos a favor del octágono en el etiquetado de productos. América TV. Publicado el 23 de febrero de 2018. Disponible en: http://www.americatv.com.pe/noticias/actualidad/ministro-salud-estamos-favor-octagono-etiquetado-productos-n311737

Fecha:10/03/2018

https://espanol.medscape.com/verarticulo/5902444?src=mkm_latmkt_180309_mscmrk_exclusivenewsmar_nl&uac=120961CT&impID=1576842&faf=1

Motivos (científicos) para dormir la siesta

Filed under: Temas varios — Arturo Hernández Yero @ 12:35

La costumbre mediterránea de dormir tras la comida es tan buena para el cuerpo como para la mente. Hoy te explicamos por qué las siestas son tan increíblemente buenas para nosotros, según la ciencia.

bebe-beneficio-siesta
Es posible que estés familiarizado con esa sensación de somnolencia abrumadora que suele azotarnos durante la media tarde. Es común, ocurre tanto como si hemos comido como si no, y es causada por una caída natural en el estado de alerta del organismo. Por ello, si te encuentras luchando contra el sueño a mediodía y estás en un lugar donde puedes tomar una siesta, lo más sensato es que duermas siesta.

Tomarse el tiempo para una breve siesta nos aliviará la somnolencia casi de inmediato y mejorará el estado de alerta durante varias horas después de despertarnos.
¿Por qué dormimos la siesta? Pues para podemos ponernos al día con el sueño perdido, anticiparnos por la pérdida de sueño para evitar sentir sueño posteriormente, para disfrutar, por aburrimiento o para pasar el tiempo…

La siesta es una actividad relativamente común. De hecho, aproximadamente el 50% de las personas afirma hacer siesta al menos una vez por semana.

Por países, las tasas de siestas son mayores en países como Grecia, Brasil y México que tienen una cultura tradicional de la siesta, que incorpora “tiempo de silencio” a primera hora de la tarde para que la gente se vaya a casa a dormir la siesta. En tales países, hasta el 72% de las personas se echará una siesta unas cuatro veces por semana.

Las ventajas de dormir la siesta

Las siestas no solo son beneficiosas porque nos hacen sentir menos somnolientos y más alerta, sino porque mejoran nuestro funcionamiento cognitivo, los tiempos de reacción, la memoria a corto plazo e incluso nuestro estado de ánimo.
¿Cuánto debe durar una siesta?
La cantidad de tiempo de la siesta realmente depende del tiempo que tengamos disponible, de qué manera queremos que nos afecte la siesta y los planes para la próxima noche. En términos generales, cuanto más larga sea una siesta, más tiempo nos sentiremos rejuvenecidos después de despertarnos.
Echarse largas siestas de una o dos horas durante la tarde significará que tendremos menos sueño (y necesitarás menos horas de sueño) esa noche, lo que significará que nos llevará más tiempo de lo habitual conciliar el sueño.
Si planeas quedarte despierto más tarde de lo habitual, lo ideal es echarse una siesta de aproximadamente 1,5 horas. Esta es la duración de un ciclo de sueño normal. Experimentarás un sueño profundo durante aproximadamente una hora seguido de un sueño ligero durante la última media hora.
Despertarte durante el sueño ligero te hará sentir renovado y alerta. Sin embargo, despertar durante el sueño profundo hará todo lo contrario.
Si duermes demasiado y te pierdes el sueño ligero al final de la siesta, es probable que te despiertes con una sensación de lentitud y somnolencia.

Siestas breves al poder
Si tienes miedo de acabar durmiendo demasiado y despertarte aletargado, puedes probar la opción eficaz de las siestas breves. Una siesta de 10-15 minutos puede mejorar significativamente el estado de alerta, el rendimiento cognitivo y el estado de ánimo casi inmediatamente después de despertar. Los beneficios suelen durar unas pocas horas.
Estas siestas energéticas son geniales porque no experimentaremos ningún sentimiento de lentitud o somnolencia después de despertarnos. Esto se debe a que no ingresamos en ninguna fase de sueño profundo durante este breve espacio tiempo.
Incrementa tu paciencia
¿Te sientes frustrado? Según un equipo de investigadores de la Universidad de Michigan, que publicó un estudio recientemente en la revista Personality and Individual Differences, probablemente debas tomar una siesta. Los expertos pidieron a los participantes que completaran una tarea particularmente frustrante: dibujar diseños geométricos en la pantalla de ordenador. Aquellos que tomaron una siesta de una hora antes del ejercicio pudieron dibujar durante 90 segundos, en comparación con un grupo control que vio un documental sobre la naturaleza en lugar de dormir la siesta y se rindieron después de 48 segundos.
Nos hace estar más alerta
Ya lo hemos comentado al principio. Ya sea que estés en un viaje largo o tratando de superar una tarea difícil en el trabajo, dormir la siesta es una excelente manera de aumentar el estado de alerta si estamos confundidos o un poco perdidos. Un estudio de la NASA descubrió que después de dormir la siesta durante cuarenta minutos, los pilotos estaban más alerta y un estudio más pequeño publicado en The Journal of Sleep Research descubrió que después de solo diez minutos de siesta los participantes se sentían mucho más alerta.
Despierta tu creatividad
Si últimamente no te sientes demasiado imaginativo, es probable que sea hora de echarse una siesta. Un estudio realizado por la psiquiatra Sara Mednick de la Universidad de California en San Diego (EE. UU.), descubrió que las personas que tomaban siestas REM (la fase de sueño profundo), eran más creativas a la hora de resolver problemas que los que no dormían.

Mejora tu salud mental
Cuando se combina con ejercicio moderado, las siestas regulares por la tarde pueden ayudar a mejorar y mantener la salud mental; particularmente en los ancianos. Un estudio encontró que cuando se alentaba a los participantes de edad avanzada a tomar una siesta después del almuerzo seguido de una actividad moderada por las noches, mostraban una mejor salud mental en general. También tenían una mejor salud física e informaron de tener una mejor calidad de sueño por las noches.

Reduce el estrés
Incluso una siesta de 10 minutos puede reducir el estrés y hacernos sentir relajados. Una siesta actúa como si se tratara de unas minivacaciones y restablece nuestros niveles de estrés para que nos sintamos prevenidos y listos para enfrentar nuestra próxima tarea. Lo mejor es que podemos obtener este beneficio incluso si no nos dormimos realmente. Solo el acto de descansar y concentrarnos en nosotros mismos durante unos minutos es suficiente para reducir el estrés.
Reduce la tentación de tomar café y cafeína en general
En lugar de tomar una taza de café o té para combatir la somnolencia de la tarde, es mejor echarse una siesta rápida en su lugar. Diversos estudios sugieren que las personas que carecen de sueño tienen más probabilidades de consumir (e incluso abusar) de la cafeína en comparación con las personas que se sienten despiertas y ‘frescas’. La privación del sueño también se ha relacionado con el aumento del consumo de alcohol, tal vez como una forma de aumentar la energía en situaciones sociales. Las siestas ayudan a que nos sintamos llenos de energía, reduciendo nuestra dependencia de estas bebidas.
Dormir la siesta ayuda al corazón
Nuestro ritmo de vida no nos ayuda en nada a la salud del corazón. Estamos cada vez más horas en activo e incluso dormimos menos. Con el tiempo, arañar minutos o incluso horas de nuestro reposo diario no hace sino aumentar el riesgo de problemas cardiovasculares, hipertensión e ictus. Por ello, dormir la siesta puede servir de acicate para reducir estas amenazas de salud. Según un estudio publicado en la revista International Journal of Behavioral Medicine, dormir hasta 45 minutos de siesta ayuda a la recuperación cardiovascular tras una prueba de esfuerzo e incluso la presión arterial promedio era más baja que aquellos participantes del experimento que no durmieron tras la comida.
Las neuronas nos piden un descanso tras la comida
Dormir después de comer está ganando cada vez más adeptos. Según una investigación publicada en la revista Neuron y llevada a cabo por la Universidad de Manchester (Inglaterra), demostraba cómo las neuronas que nos mantienen despiertos acaban “desconectadas” tras la comida, de ahí ese sopor al que estamos tan acostumbrados en la sobremesa. Se trata de las neuronas que producen una proteína llamada orexina, responsable del sueño y la vigilia. Así, la siesta es una respuesta natural del organismo para recobrar energías.
Dormir la siesta reduce el riesgo de obesidad
A pesar de lo que pueda parecernos, existen multitud de estudios que determinan que la siesta nos ayuda a mantener un peso saludable. Así, un estudio llevado cabo por la Universidad de Navarra (España) y publicado en la revista Obesity Facts, concluía que dormir menos de 5 horas diarias aumentaba el riesgo de obesidad; sin embargo, si añadíamos un tiempo de siesta diario, esta tendencia a la obesidad se convertía en una herramienta de mantenimiento de peso saludable.
La siesta restaura nuestro sistema inmune
Según un estudio publicado en la revista Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism, ua siesta de apenas 30 minutos es capaz de restituir el impacto hormonal tras una mala noche (haber dormido poco). Y es que como muchos estudios han atestiguado, dormir pocas horas tiene un impacto directo en nuestro sistema inmune y endrocrino, aún siendo una sola noche. Así, el rato de siesta tras la comida devuelve los marcadores inmunológicos y neuroendocrinos a sus niveles normales.

Dormir la siesta nos pone más alegres y positivos
Una investigación publicada en la revista Cerebral cortex concluyó que durante una siesta prolongada (de entre 45-90 minutos) en la que nos da tiempo a entrar en sueño REM, mejora nuestro estado de ánimo posterior y somos más empáticos a la hora de evaluar las emociones de los demás. Disminuyen nuestros prejuicios negativos y aumenta el de los positivos. Nuestro mal humor y visión negativa del día pueden dispersarse con una buena siesta.
La siesta disminuye la presión arterial
Las personas que duermen siesta tienen mejores valores de presión arterial. Esta es la conclusión de una investigación publicada en la revista The Journal of Human Hypertesion que afirmaba que la actividad de dormir la siesta reduce la presión sistólica y ayuda a combatir la hipertensión.
La siesta es buena para el cerebro
De 5 minutos a 30 minutos. Los efectos positivos de descansar la mente tras la comida pueden durarnos de 1h a 3h, según las conclusiones de un estudio publicado en la revista Progress in Brain Research. Este reposo, este momento de tranquilidad y sosiego, “refresca” nuestro cerebro y su efecto es casi inmediato, ya que mejora nuestro funcionamiento cognitivo. Sin embargo, si la siesta se prolonga más de media hora puede provocar precisamente lo contrario.

Dormir la siesta potencia la memoria y el aprendizaje
Dormir 30 minutos -o menos- de siesta tras la comida ha resultado ser beneficioso en el aprendizaje y para nuestra memoria, según determinó un estudio publicado en la revista Neurobiology of Learning and Memory. Y es que el sueño nos ayuda a concentrarnos, a rendir más y por tanto a mejorar nuestro aprendizaje en general.
Sara Romero

Fecha:12/03/2018
Fuente:https://www.muyinteresante.es/salud/fotos/motivos-cientificos-para-dormir-la-siesta/1

6 marzo 2018

La diabetes consiste en 5 tipos, no en 2, de acuerdo a la opinión de un grupo de investigadores escandinavos

Filed under: Temas interesantes — Arturo Hernández Yero @ 16:04

La diabetes de inicio en el adulto consiste en 5 tipos de enfermedades que tienen diferentes perfiles genéticos y fisiológicos, más que la tradicional clasificación en diabetes tipo 1 y tipo 2, de acuerdo a los resultados de investigadores escandinavos. La agrupación de datos de cerca de 15 000 pacientes obtenidos de 5 cohortes en Suecia y Finlandia han encontrado que con 6 mediciones típicas identificaron 5 grupos de pacientes con diabetes. Ellos dividieron en tres formas severas y dos formas benignas de la enfermedad: una corresponde a la diabetes tipo 1 y las restantes cuatro representan subtipos de la diabetes tipo 2.
Los grupos incluyeron uno de individuos con resistencia insulínica severa y elevado riesgo de nefropatía diabética, otro grupo de individuos relativamente jóvenes con deficiencia insulínica con pobre control metabólico( altos niveles de HbA1c) y un amplio grupo de pacientes de mayor edad con un curso de la enfermedad más benigno. Un aspecto crucial es que el tratamiento no siempre corresponde con el tipo de diabetes. La investigación ha sido publicada en marzo en Lancet Diabetes & Endocrinology (www.thelancet.com/journals/landia/article/piis2213-8587(18)30051-2/fulltext), la cual debe tener importantes implicaciones no solo para el diagnóstico y tratamiento de la diabetes sino para futuras guías terapéuticas.
“Las guías de tratamiento existentes son limitadas y de hecho ellas responden a un pobre control metabólico cuando éste se ha desarrollado, pero no tienen la posibilidad de predecir cual paciente necesitará un tratamiento intensificado” en opinión de Leif Groop(MD, PhD, Lund University Diabetes Center, Malmö, Sweden, and Folkhalsan Research Centre, Helsinki, Finlandia)
“Este estudio se dirige hacia una mayor utilidad clínica en el diagnóstico y representa una etapa importante hacia la medicina de precisión en diabetes”.

En un editorial acompañante, Rob Sladek, MD(McGill University and Genome Quebec Innovation Centre, Montreal, Canada), señala que investigaciones futuras tendran que tener en cuenta el efecto de la edad en los resultados del paciente y en otros factores que no se incluyen en los análisis actuales y que tienen impacto. Él expresa en el editorial: “No obstante, los hallazgos que se encuentran mediante parámetros sencillos pueden ayudar a estratificar los pacientes de acuerdo al pronóstico y complementar el desarrollo de métodos que ayuden a predecir el resultado en pacientes con diabetes tipo 2, en una forma más comprensiva y generalizable”. “Adicionalmente, las bases fisiológicas de los aspectos caracterizados en cada grupo provee una fortaleza racional para investigar la arquitectura genética y los mecanismos moleculares que encabezan la heterogeneidad en la presentación y progresión de la diabetes en adultos”. Sladek expresaba a Medscape Medical News que para él no fue completamente una sorpresa que se demostrara unos 5 grupos de diabetes. “Nosotros ahora conocemos que existe un grupo de pacientes adultos que tienen severa deficiencia insulínica y pensamos que la diabetes presenta un balance entre necesidades de insulina y resistencia a la misma, desde la obesidad y la producción de insulina”, señalaba. “Entonces puedo tener la certeza de que una pareja de grupos de pacientes tienen resistencia insulínica”.

Grupos 1 y 2 presentaron elevados niveles de HbA1c.
La diabetes es habitualmente clasificada como diabetes tipo 1, diabetes tipo 2 y un número menos frecuentes de enfermedades como la diabetes autoinmune latente del adulto(en inglés LADA), diabetes de inicio en la madurez en el joven(en inglés MODY) y diabetes secundaria.
La clasificación de la diabetes tipo 1 y tipo 2 descansa predominantemente en la presencia o ausencia respectivamente, de autoanticuerpos en contra de antígenos de las células beta pancreáticas y la edad de presentación en jóvenes. Sobre esta base entre el 75 al 85% de pacientes son identificados que tienen diabetes tipo 2. Investigaciones recientes sobre los anticuerpos de la decarboxilasa del ácido glutámico( en inglés GADA) y la secuencia del gene han demostrado que la diabetes tipo 2 en particular es altamente heterogénea.
Además, Groop señalaba “Las evidencias sugieren que el tratamiento para la diabetes resulta crucial para prevenir complicaciones que limitan la vida”. “Más puntualmente al diagnosticar la diabetes puede resultar de gran valor como y cuando desarrollará estas complicaciones a través del tiempo, lo cual señala y predice como tratarlas antes de que se desarrollen”.
En consecuencia los investigadores van a establecer una más precisa clasificación que puede señalar el tratamiento individualizado e identificar que pacientes al diagnóstico estarán con mayor riesgo de complicaciones.
Los datos disponibles se obtuvieron a partir de cinco cohortes realizadas en Suecia y Finlandia que de acuerdo a su denominación en inglés serían: Swedish All New Diabetics in Scania (ANDIS), Scania Diabetes Registry (SDR), All New Diabetics in Uppsala (ANDIU), Diabetes Registry Vaasa (DIREVA), y Malmö Diet and Cancer Cardiovascular Arm (MDC-CVA).
Los investigadores utilizaron 6 variables para llegar a un análisis de grupo de 8980 pacientes de ANDIS, los cuales fueron nuevos diagnósticos entre 2008 y 2016. Las variables incluyeron la presencia de GADA, edad al diagnóstico, índice de masa corporal(IMC), HbA1c, modelo de estudio homeostático 2(HOMA 2) estimando la función de las células beta(HOMA 2-B) y la resistencia insulínica(HOMA 2-IR), basado en las concentraciones de péptido-C(la cual es mejor que la determinación de insulina en pacientes con diabetes), calculado empleando el calculador HOMA.
El análisis reveló la presencia de cinco grupos de diabetes en hombres y mujeres, con similar distribución entre los dos, como se muestran en la siguiente tabla.

Cinco grupos de diabetes

Grupo 1, SAID (diabetes autoinmune severa): se corresponde con la diabetes tipo 1 y tipo LADA, y se caracteriza por que los enfermos empiezan a estarlo a una edad temprana, tienen un control metabólico deficiente y una producción alterada de insulina y por la presencia de anticuerpos GADA.

Grupo 2, SIDD (diabetes de deficiencia severa de insulina): la sufren personas con alta HbA1C (hemoglobina glicosilada), secreción alterada de insulina y resistencia moderada a la insulina. Este grupo sufrió la mayor incidencia de retinopatía.

Grupo 3, SIRD (diabetes de resistencia severa a la insulina): caracterizada por la obesidad y la resistencia severa a la insulina. En este grupo se dio una mayor incidencia de daño renal.

Grupo 4, MOD (diabetes leve relacionada con la obesidad): incluye a pacientes obesos que enferman a una edad relativamente temprana.

Grupo 5, MARD (diabetes leve relacionada con la edad): es el grupo con más personas (alrededor del 40%), y está formado por los individuos de más edad

Los investigadores entonces estudiaron los grupos en 1466 pacientes de SDR, 844 pacientes de ANDIU y 3485 pacientes de DIREVA, e indentificaron una distribución de pacientes sumilar a las características de los grupos.
Observando la progresión de la enfermedad y el tratamiento, el equipo de investigadores encontraron que los grupos 1 y 2 tenían sustancialmente niveles más elevados de HbA1c que los otros grupos, lo cual se mantenía durante el seguimiento.
Los pacientes en los grupos 1 y 2 presentaron más cetoacidosis al diagnóstico(31% y 25%) comparado con otros grupos(<5%), situación en la que la HbA1c fue un potente predictor(odds ratio[OR] por cambio de DS, 2.73; p<0.0001). La insulina estuvo indicada en el 42% de pacientes del grupo 1 y el 29% de pacientes del grupo 2, pero en menos del 4% de los pacientes en los otros grupos. El tiempo sostenido para utilizar la insulina fue también menor en dichos dos grupos.

Una primera etapa hacia la medicina de precisión en diabetes.
La indicación de metformina fue alta en el grupo 2 y baja en los grupos 1 y 3. La función renal y las reacciones adversas no presentaron mayores efectos por el empleo de la metformina.
El grupo 3 tuvo un elevado riesgo de desarrollar enfermedad crónica, con una media de seguimiento de 3.9 años. En ese grupo también se presentó un riesgo elevado de nefropatía diabética y macroalbuminuria que en otros pacientes(hazard ratio[HR],2.18; con una p=0.0026). En ese grupo 3 se comprobó un elevado riesgo para enfermedad renal en estadio final(HR vs grupo 5, 4.89; para una p<0.0001)
La retinopatía diabética fue más frecuente en el grupo 2 con un OR de 1.6 vs grupo 5( en el cohorte ANDIS).
El equipo de investigación también informa que no existió una variante genética asociada con los 5 grupos y que cada grupo tuvo un perfil genético diferente para la diabetes tipo 2.
Los investigadores consideran que los resultados del estudio tienen algunas limitaciones y se necesita confirmación en otras poblaciones menos homogéneas, mientras que la información combinada que proveen las variables analizadas es superior a la medición de un solo metabolito, la glucosa. Ellos plantean que “a través de la combinación de la información desde el diagnóstico con la información en el sistema de cuidados de salud, este estudio aporta una primera etapa hacia una más precisa y útil estratificación clínica”. “Esta nueva subestratificación pudiera cambiar la forma como pensamos acerca de la diabetes tipo 2 y define dianas tempranas para el tratamiento que deben beneficiar a los pacientes, y que representa la primera etapa hacia la medicina de precisión en diabetes”.
El equipo también cree que los grupos identificados “pueden fácilmente ser aplicado a ambas cohortes de diabetes existentes (por ejemplo, desde ensayos clínicos) y pacientes en clínica de diabetes”. “Una herramienta con base en la web están siendo medidas y en desarrollo”.

¿Como estos datos se relacionan con la diabetes tipo 3c?
Recientes resultados de un estudio de seguimiento en 2017 muestran que los pacientes con diabetes resultante de disfunción pancreática, llamada diabetes tipo 3c, son con frecuencia subdiagnosticados y son considerados como diabetes tipo 2. En un informe publicado en Medscape(www.medscape.com/viewarticle/887842), en un análisis de más de 30 000 casos incidentes de diabetes mostraron que la diabetes tipo 3c, también conocida como diabetes del páncreas exocrino, es casi tan frecuente como la diabetes tipo 1 y subdiagnosticada en cerca del 87% de los pacientes. El subdiagnóstico tiene como resultado un riesgo incrementado de pobre control glucémico comparado con los pacientes con diabetes tipo 2 y con demora en la utilización de insulina.
Sladek dice que el estudio actual no está directamente relacionado con la diabetes tipo 3c, así como que dicha entidad es una forma rara de enfermedad considerada como una “diabetes secundaria”. “En otras palabras, ella ocurre como resultado de un proceso de enfermedad bien reconocida que no altera en forma directa e independiente la secreción de insulina”.
Cabe observar que los pacientes con diabetes tipo 3c tenían alguna forma de enfermedad del páncreas exocrino que posteriormente afectó la función endocrina. Sladek señala que “esto pudiera ocurrir por varias razones que participan de la expresión del daño que precede al páncreas exocrino previo al desarrollo de la diabetes”. “A diferencia de los pacientes con diabetes tipo 1 o tipo 2 que tienen una función exocrina pancreática normal”.
Fecha:2/03/2018

Fuentes: Lancet Diabetes Endocrinol. Published online March 1, 2018. Abstract

https://www.medscape.com/viewarticle/893305?nlid=121049_3044&src=WNL_mdplsnews_180302_mscpedit_diab&uac=120961CT&spon=22&impID=1572269&faf=1

Comentario del editor:
Me llama la atención que no mencionan al menos como un subtipo a la diabetes gestacional, posiblemente porque no la tuvieron en cuenta en el diseño inicial, o tal vez la consideren inserta dentro de los grupos 2, 3 y 4. No obstante no cabe duda que este estudio tiene una gran trascendencia en la actualidad y aclara algunos aspectos fisiopatológicos esenciales, ahora bien, resulta difícil extrapolarlo a otras poblaciones más heterogéneas y con otras características étnicas. Por lo demás parecería demasiado costoso para aplicar en países latinoamericanos y del tercer mundo, al menos en la magnitud requerida para una comparación similar a los resultados de los investigadores de Suecia y Finlandia. Nos corresponde a los investigadores de países como el nuestro, con limitados recursos financieros, buscar fórmulas aplicables a nuestro medio, tal vez, empleando más el examen clínico directo y un muestreo representativo de nuestros grupos poblacionales de personas con diabetes, con la determinación de anticuerpos anti-islotes y anti-cuerpos de la decarboxilasa del ácido glutámico y tal vez el estudio del HOMA-B y el HOMA-IR con determinación de insulinemias, también por supuesto, con un buen diseño estadístico y un muestreo representativo. Nuestros investigadores en diabetes tienen la palabra.

2 marzo 2018

El ejercicio intenso antes de los 65 mejora la plasticidad cardiaca

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 14:57

Ejercicios en gimnasioRealizar la dosis correcta de ejercicio y comenzarlo antes de los 65 años puede ayudar a preservar la salud cardiaca, según un estudio que se publica en Circulation.

El ejercicio puede revertir el daño que el envejecimiento y el sedentarismo produce en el miocardio, además de prevenir el riesgo de infarto. Estos beneficios se obtienen siempre que se realice la dosis correcta de actividad y que esta se inicie en la madurez y preferiblemente antes de los 65 años, puesto que el corazón aún guarda cierta plasticidad y capacidad para remodelarse, según un estudio realizado por el Instituto de Ejercicio y Medicina Medioambiental (IEEM, en sus siglas en inglés), en Dallas.
El estudio muestra una mejora del 18% en el consumo máximo de oxígeno y más del 25% en la elasticidad del ventrículo izquierdo
Los resultados del trabajo, que se publica en Circulation, y realizado con más de 50 pacientes entre 45 y 64 años durante dos años, dejan claro que no vale cualquier ejercicio sino que este debe ser aeróbico y de intensidad moderada-alta entre 4 y 5 veces a la semana. “Hemos visto que realizar ejercicio solo dos o tres veces a la semana no tiene un efecto protector frente al envejecimiento cardiaco. Pero hacerlo de forma reglada 4 ó 5 veces a l semana fue casi tan eficaz en la prevención del envejecimiento cardiaco producido por el sedentarismo como el entrenamiento que realizan los atletas de élite”, ha explicado Benjamin Levine, director del IEEM y profesor de Medicina Interna en la Universidad de Texas del Southwestern.
Para realizar el trabajo se dividió a los participantes en dos grupos. El primero realizó entrenamiento supervisado y el grupo control, actividades de yoga, equilibrio y entrenamiento de fuerza. Al finalizar los dos años en el grupo de intervención se registró una mejora del 18 por ciento en el consumo máximo de oxígeno y más del 25 por ciento en la elasticidad del ventrículo izquierdo mientras que en el grupo control no se observaron cambios.
“Basándonos en una series de estudio realizados en los últimos cinco años, esta dosis de ejercicio se ha convertido en mi prescripción habitual. La población debería realizarlo como parte de su rutina personal puesto que este estudio muestra una gran evidencia sobre los efectos del ejercicio en la estructura y función del corazón y los vasos”.

Fecha:8/01/2018

http://www.diariomedico.com/2018/01/08/area-profesional/entorno/el-ejercicio-intenso-antes-de-los-65-mejora-la-plasticidad-cardiaca

Telomerasa, ¿existe una enzima de la inmortalidad?

Filed under: Temas varios — Arturo Hernández Yero @ 14:51

anciana-feliz_0Capaz de conferir vida adicional a las células, esta enzima es utilizada por el cáncer para hacerse invencible. Conocer y dominar la telomerasa es el siguiente reto de la biomedicina.
Es muy probable que muchas personas vivas hoy lleguen a alcanzar los 120 años de edad. Puede que incluso, tú mismo. La esperanza de vida aumenta 2 años por cada década, y ya hay más de 500 mil personas con más de 100 años en todo el mundo. Por tanto, ¿hasta cuándo podemos estirar los límites de la vida humana? ¿Llegaremos a ser inmortales?
Aunque parezca un argumento de ciencia ficción, existe una molécula con la capacidad de alargar la vida indefinidamente, y no necesitas ir muy lejos para encontrarla. Está dentro de tu propio organismo, eso sí, a nivel microscópico. La telomerasa es una enzima cuya única función es conferir vida adicional a las células. Y ¿cómo lo consigue? Alargando los extremos de los cromosomas, denominados telómeros.
En los cromosomas se guarda la información genética, es decir, las instrucciones que ordenan cómo funciona todo en tu cuerpo: el color de tu cabello, la forma de tu nariz… y, también, las enfermedades que tienes más riesgo de padecer. Desde su descubrimiento en 1990, se ha comprobado que los telómeros cortos están relacionados con el envejecimiento prematuro y con mayor incidencia y mortalidad por cáncer. Además, se relaciona con un sistema inmune debilitado, diabetes tipo 2, niveles elevados de colesterol en sangre, hipertensión, enfermedades cardiovasculares, densidad ósea baja, demencia e incluso, infertilidad.
En la jerga científica, los telómeros son a los cromosomas “como el plástico del final de los cordones de los zapatos”. Cada vez que las células se dividen, los telómeros se van acortando más y más, hasta que llegan a un límite crítico, conocido como el límite de Hayflick. A partir de entonces, los telómeros son tan cortos que los cromosomas pueden volverse inestables, y existe más probabilidad de daño en el ADN: errores y mutaciones genéticas. Lo que se traduce en enfermedades y envejecimiento.
Por tanto, si existe una enzima capaz de alargar los telómeros, ¿por qué padecemos enfermedades y morimos? En realidad, la actividad telomerasa se “desactiva” al nacer. Por lo que, a partir de entonces, estamos irremediablemente condenados a envejecer y, en última instancia a morir. Más tarde o más temprano.
La telomerasa, clave en la progresión de los tumores
Una enzima capaz de conferir vida adicional a las células supuso un hallazgo muy prometedor en el desarrollo de terapias anti envejecimiento e, incluso, anti cáncer. Es precisamente a esta temida enfermedad a la que le debemos tal descubrimiento: en 2003, a la estadounidense Elizabeth Blackburn, junto a su equipo, se le concedía el premio Nobel de Medicina por comprobar cómo las células tumorales eran capaces de activar la acción de la telomerasa para convertirse en inmortales.
Durante los últimos años, los estudios de la telomerasa han arrojado mucha luz acerca de cómo funciona el envejecimiento y su relación con el cáncer. En España, el equipo de la Dra. María A. Blasco, directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), consiguió en 2008 alargar la vida de ratones tratados con telomerasa hasta un 40%.
Las células tumorales son capaces de activar la acción de la telomerasa para convertirse en inmortales.
Hasta el momento, la humana más longeva ha sido la francesa Jean Calmet, fallecida a los 122 años de edad. Pero este parece ser sólo el comienzo de una generación de humanos mucho más longevos.
¿Llegaremos a dominar la telomerasa para alargar indefinidamente la vida de nuestras células? Por el momento, esta hipótesis sigue perteneciendo a la ciencia ficción. Lo que sí es ciencia es que el futuro de la medicina, cada vez más personalizada, se dirige a retrasar y prevenir todas las enfermedades, lo que, por supuesto, implica vivir más tiempo. De momento, lo único que está en nuestra mano es evitar los daños que sabemos que acortan significativamente los telómeros: la mala alimentación, el estrés, el sedentarismo, el alcohol o el tabaco… Hasta un 80% de los factores que intervienen en el envejecimiento son, como estos, modificables.
Por: Laura Marcos

Fecha:20/05/2017

http://www.muyinteresante.es/salud/articulo/telomerasa-existe-una-enzima-de-la-inmortalidad-721495536810

 

Neuropatía autonómica cardíaca en la diabetes

Filed under: Temas de IntraMed — Arturo Hernández Yero @ 14:42

La neuropatía autonómica cardíaca (NAC) es una complicación común, aunque poco reconocida, de la diabetes mellitus (DBT), que se asocia con un incremento de la mortalidad cardiovascular, con nefropatía crónica y con morbilidad aumentada en los pacientes con DBT. A pesar de la alta prevalencia de la NAC, suele permanecer sin diagnóstico por períodos prolongados, debido a la falta de síntomas hasta etapas avanzadas y a la ausencia de estrategias consolidadas para su diagnóstico temprano.

Más en el sitio IntraMed

Página siguiente »

Autor: Arturo Hernández Yero | Contáctenos
Actualidad sobre diabetes mellitus