Diabetes mellitus

4 julio 2017

Las grasas saludables en la dieta ayudan a reducir el colesterol alto

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 20:57

Aceite de oliva  Sustituir las grasas saturadas por otras más saludables encontradas en algunos aceites vegetales reducen los niveles de colesterol y el riesgo de enfermedad cardiaca similar a como lo hacen las estatinas, de acuerdo a nueva recomendación de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association, AHA).
Las grasas más saludables son las grasas poliinsaturadas y las grasas monoinsaturadas. Las grasas poliinsaturadas se encuentran en los aceites de maíz, soya y maní. Las grasas monoinsaturadas se encuentran en los aceites como el de oliva, de canola, de cártamo y el aguacate.
Las grasas saturadas se encuentran en las carnes, los lácteos con toda la grasa y algunos aceites, por ejemplo el de coco y el de palma.
Recientemente han surgido preguntas sobre las recomendaciones de limitar los alimentos ricos en grasas saturadas, de forma que la AHA pidió una revisión de las evidencias actuales.
“Queremos dejar bien claro el motivo de que la investigación científica bien realizada respalda de forma abrumadora limitar la grasa saturada en la dieta para prevenir enfermedades del corazón y los vasos sanguíneos”, enfatizó en un comunicado de prensa de la AHA el autor principal de la recomendación, el Dr. Frank Sacks, profesor de prevención de las enfermedades cardiovasculares en la Facultad de Salud Pública T.H. Chan de la Universidad de Harvard.
“La grasa saturada aumenta el LDL (el colesterol malo), que es una causa importante de la placa que tapona las arterias y de la enfermedad cardiovascular”, dijo.
En ensayos clínicos, reducir el consumo de grasa saturada y favorecer el aceite vegetal poliinsaturado redujo la enfermedad cardiaca en más o menos un 30 por ciento, similar a las estatinas, según la recomendación.
Una ingesta más baja de grasa saturada en combinación con un consumo más alto de grasa poliinsaturada y monoinsaturada se vinculó con unas tasas más bajas de enfermedad cardiaca, mostraron otros estudios.
Varios estudios han encontrado que el aceite de coco, que se promueve mucho como saludable, aumentó los niveles de colesterol LDL de la misma forma que otras grasas saturadas.
Reemplazar la grasa saturada con carbohidratos y azúcares mayormente refinados no se vinculó con una reducción en el riesgo de enfermedad cardiaca, según la recomendación publicada el 15 de junio en la revista Circulation.
“Una dieta saludable no solo limita ciertos nutrientes desfavorables, como las grasas saturadas, que pueden aumentar el riesgo de ataques cardiacos, accidentes cerebrovasculares y otras enfermedades de los vasos sanguíneos. También debe enfocarse en alimentos saludables ricos en nutrientes que pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedad, como los aceites vegetales poliinsaturados y monoinsaturados, los frutos secos, las frutas, las verduras, los granos integrales, el pescado y otros”, planteó Sacks.
Los ejemplos de este tipo de alimentación saludable incluyen a la dieta DASH (por las siglas en inglés de método dietético para detener la hipertensión) y a la dieta estilo mediterráneo.
Fecha: 15 de junio de 2017 –
FUENTE: American Heart Association, news release, June 15, 2017

La diabetes tipo 1 podría inducir cambios funcionales en el cerebro

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 20:48

brain2_280Un equipo de investigadores de los institutos de Neurociencias y de Investigación de Sistemas Complejos de la Universidad de Barcelona ha identificado diferencias en el patrón de activación cerebral funcional de pacientes con diabetes mellitus tipo 1 (DM1). El estudio, realizado con técnicas de neuroimagen, representa un paso importante hacia la comprensión de cómo la diabetes tipo 1 puede afectar al cerebro durante la actividad cognitiva y podría tener implicaciones en la manera de abordar el tratamiento de las personas con este trastorno metabólico.
En el trabajo, publicado en Plos ONE, han participado Joan Guardia y Maribel Perú Cebollero, de la Facultad de Psicología de la Universidad de Barcelona, Geisa Gallardo y Andrés González de la Universidad de Guadalajara (México), y Esteve Gudayol, de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (México).
El nuevo estudio ha explorado con técnicas de imagen por resonancia magnética funcional el patrón de activación neuronal de veintidós dos pacientes con DM1 y de un grupo control de dieciséis personas sanas mientras hacían dos tareas de memoria de trabajo con estímulos verbales y visuales. Esta técnica de neuroimagen mide la actividad cerebral durante las actividades a partir de los cambios del flujo de la sangre que tienen lugar en el cerebro según las zonas con más consumo energético.
“La respuesta conductual a las tareas del experimento fue casi la misma en ambos grupos, pero la actividad cerebral fue diferente, y los pacientes con DM1 mostraron una activación cortical menor que los sujetos control”, explica Joan Guardia.
Estos resultados refuerzan la idea de que la DM1 tiene un impacto en la actividad del cerebro y al mismo tiempo muestran que, en algunas circunstancias, el cerebro de estos pacientes desarrolla adaptaciones para prevenir la disfunción cognitiva.
“Las activaciones observadas en la zona frontal inferior derecha, el cerebelo y el putamen en los pacientes con DM1 pueden ser una respuesta adaptativa para alcanzar el mismo nivel de rendimiento de comportamiento que los sujetos sanos”, explica Joan Guardia.
Según los investigadores, estos cambios en el patrón de activación cerebral podrían ser adaptaciones neuroplásticas a la desregulación de la glucosa provocada por la falta de insulina propia de la enfermedad.
“Si se confirman estos resultados, será importante diseñar programas de mantenimiento de actividad cognitiva para personas con este trastorno, un enfoque que actualmente no es habitual”, concluye el investigador.
Fecha:| 29/06/2017
Fuente: http://endocrinologia.diariomedico.com/2017/06/29/area-cientifica/especialidades/endocrinologia/la-diabetes-tipo-1-podria-inducir-cambios-funcionales-en-el-cerebro

Autor: Arturo Hernández Yero | Contáctenos
Actualidad sobre diabetes mellitus