Diabetes mellitus

28 abril 2016

Profundo dolor en Ecuador

Filed under: Noticias — Arturo Hernández Yero @ 16:32

Por Clemente Orellana Sáenz,MD. Profesor en endocrinología y diabetología

Conmoción nacional nos produjo el terremoto del 16 de abril de 2016 que afectó a varias provincias pero con ferocidad a Manabí y una parte de Esmeraldas, nadie pensó jamás que en 58 segundos que duró iba a causar tantos muertos, tanto daño, tanto dolor no solo en los afectados sino en todos los ecuatorianos, porque todos sentimos el dolor de los damnificados, las historias de vida que se han dado, la angustia, la desesperación, el pánico en la población de Pedernales, de Portoviejo, de Manta, de Chone, de Calceta de Muisne,en Guayaquil, el pánico en los habitantes que viven en pisos altos en Quito, que pensaron iban a morir. Yo estaba en el Valle de los Chillos en Cuendina a las faldas del Pasochoa oyendo música con mi esposa cuando vino el terremoto parecía que la casa se caía a pesar de la buena construcción que tiene.

Pasaron casi tres horas en que nadie daba razón de lo que pasaba, las radios y las estaciones de TV nacionales no decían nada, nos enteramos por CNN;al fin apareció Mauricio Rodas el alcalde de Quito quien dio las informaciones respectivas y en un auténtico liderazgo tomó acciones inmediatas como enviar a Manabí los bomberos rescatistas de la ciudad que tuvieron un rol protagónico al rescatar con vida a 99 personas y más de 140 cadáveres enterrados en los escombros; demostró entereza,valor,coraje,capacidad de organización. Después Jorge Glas tuvo también un excelente papel protagónico, pero lo cierto es que los coes no funcionaron como debían y esto ya es historia en el país.

En las horas posteriores ante la magnitud de la tragedia la familia ecuatoriana entera sin distinción de clases sociales, raza,ideología,se unieron en un solo puño y empezaron a juntar las donaciones espontáneas en señal de solidaridad de corazón de alma, de especie, de nacionalidad en favor de los hermanos caídos, se juntaron cientos de miles de toneladas de ayuda humanitaria para por tierra, mar y aire tratar de llegar lo más temprano en auxilio de los hermanos manabitas y esmeraldeños que demostraron valor y temple ante la desgracia y el dolor.

No faltaron casos amargos de saqueos,robos,caos dentro de la tragedia de almas perversas que trataron de hacer su agosto aprovechando el inmenso dolor de los afectados; sin embargo pudo más la sangre de guerreros del indómito manabita y esmeraldeño que en medio de la desgracia se levanta con fuerza, con hidalguía, con señorío y por supuesto con todo el ánimo de rehacer sus ciudades, sus negocios, sus emprendimientos. Viendo los noticieros nacionales no pocas lagrimas derramábamos los que tenemos mucha sensibilidad antes las tragedias acompañándolos en su pesar.

Se ha tratado de politizar la furia cruel de la naturaleza lo que no podemos permitir; las donaciones deben ser canalizadas con la transparencia más absoluta, así como los impuestos que nos han gravado, todo ese dinero debe ir para las provincias afectadas. Es hora de parar ofensas,agravios,insultos. Los ecuatorianos somos todos sean aliados del gobierno u opositores, que el terremoto nos deje enseñanzas positivas por ejemplo las construcciones no pueden ser hechas a la maldita sea, hay que reconstruir con la más alta tecnología con la ayuda de los que saben y lograr la unión entre hermanos sin afanes políticos y electoreros de nadie.

No hay comentarios

Aún no hay comentarios.

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.

Disculpa, los comentarios están cerrados.

Autor: Arturo Hernández Yero | Contáctenos
Actualidad sobre diabetes mellitus