14 de noviembre de 1891. «Nacimiento de Frederick G. Banting»

Posted at — Julio César Hernández Perera — noviembre 9th, 2011 — 7:39 under Efemérides,Historia de la medicina

14 de noviembre de 1891. «Nacimiento de Frederick G. Banting»

El 14 de noviembre de 1891 nació el médico e investigador canadiense Frederick Grant Banting (Alliston, Ontario, Canadá, 14 de noviembre de 1891 – Musgrave Harbor, Terranova, 21 de febrero de 1941). Estudió en la universidad de Toronto y fue médico militar durante la Primera Guerra Mundial.

Tras el final de la guerra, en 1919, regresó a Canadá. Allí ejerció por poco tiempo en Ontario. Estudió ortopedia infantil y se desempeñó como cirujano en el «Hospital for Sick Children». Con posterioridad fue profesor de ortopedia en «University of Western Ontario».

Pero su mayor trascendencia en la historia de la medicina estuvo relacionada con el descubrimiento de la insulina. Manifestó un especial interés por el conocimiento de los aspectos fisiológicos y clínicos relacionados con la diabetes, una enfermedad de la que se tenían pocos conocimientos científicos. Las limitadas nociones científicas del momento que le tocó vivir, estaban circunscritas a la relación existente entre el páncreas y la enfermedad, y a la posibilidad de la existencia de la insulina, una hormona que podía tener efecto hipoglicemiante, y de la que se habían hecho múltiples intentos por aislarla. Durante las primeras dos décadas del siglo XX, algunos investigadores preparaban extractos pancreáticos, que disminuían la glicemia y la glucosuria con una efectividad muy variable y se asociaban con frecuencia a serias reacciones adversas.

Motivado por esta enfermedad, se puso en contacto con John James Richard Macleod, un profesor de fisiología de la Universidad de Toronto, quien le facilitó lo necesario para poder investigar en su laboratorio. Trabajó entonces con Charles Best, estudiante de medicina que fue su asistente y más tarde, con el químico James B. Collip. En sus investigaciones tuvieron la idea de ligar el conducto excretor pancreático de varios perros, con ello provacaban la autodigestión de la glándula. Después, extrajeron lo que quedaba de ese páncreas y obtuvieron un líquido que fue inyectado en una cachorra diabética. Consiguieron reducir en dos horas la glucemia, y así, en agosto de1921, lograron descubrir la insulina. Esta cachorra fue la famosa «Marjorie», primer animal que después de haberle quitado el páncreas pudo vivir varias semanas con la inyección del extracto de Banting y Best.

Repitieron varias veces los experimentos con resultados distintos, en función de la pureza de la insulina utilizada. Fue Collip el que se encargó de lograr una que fuera lo más pura posible.

Poco tiempo después, el 11 de enero de 1922, fue empleada por primera vez en humanos la insulina aislada por Banting y sus colegas. Un joven de 14 años llamado Leonard Thompson tuvo la fortuna de ser la primera persona afectada de diabetes que utilizó la insulina. Le habían diagnosticado la enfermedad dos años antes y se encontraba en grave estado de salud. Como resultado del tratamiento efectuado, su condición clínica mejoró obstenciblemente.

La primera descripción de los resultados obtenidos con el uso de la insulina en la diabetes figura en el artículo «Pancreatic extracts in the treatment of diabetes mellitus», publicado en 1922 en la revista «Canadian Medical Association Journal».

Por este descubrimiento, Banting y Macleod recibieron el Premio Nobel de Medicina y Fisiología en 1923. Previamente habían detallado la técnica en un artículo que se publicó en «Journal of Laboratory and Clinical Medicine» en 1921.

El prestigio del científico alcanzado le posibilitó que en 1930, el Parlamento canadiense concediera una ayuda a Banting para la instalación de una laboratorio de investigación -«Banting Institute»- y su universidad creó una cátedra con su nombre. Allí trabajó en distintas líneas como las relacionadas con la silicosis, el cáncer y el ahogamiento.

Fue nombrado médico honorario del Hospital General de Toronto, del Hospital para niños enfermos, y del «Toronto Western Hospital».

Cuando se declaró la segunda guerra mundial actuó como enlace entre los servicios médicos británicos y estadounidenses. El 21 de febrero de 1941 falleció víctima de un accidente aéreo en Newfoundland.

Gracias a los trabajos de Banting, el destino y el pronóstico de los diabéticos empezó a cambiar. En la era preinsulínica, entre el 40 y el 60 % de los pacientes morían a consecuencia de coma diabético. En los primeros treinta años del uso de la insulina, este indicador decreció entre el 1 y el 8 %.

Bibliografía:

Rosenfeld L. Insulin: discovery and controversy. Clin Chem. 2002 Dec;48(12):2270-88.

Shampo MA, Kyle RA. Frederick Banting-Nobel laureate for discovery of insulin. Mayo Clin Proc. 2005 May;80(5):576.

One response so far

If comments are open, but there are no comments.

Trackback URI | Comments RSS

Deja un comentario

*