Archive for mayo, 2010

Jueves 13 / mayo / 2010

BMN. Un poco de su historia.

Filed under: biblioteca — Lic. María Teresa Abreu García — mayo 13th, 2010 — 20:26

Por Bárbara Lazo Rodríguez
Directora de la Biblioteca Médica Nacional

Al celebrar el aniversario 45 el CNICM –  Centro Nacional de Información de Ciencias Médicas me gustaría compartir momentos importantes de su historia a partir de mis experiencias personales.

Comencé a trabajar en el CNICM en el año 1976, y no piensen que soy una anciana,  es que comencé muy joven mis labores aquí.

En ese año concluí mis estudios en el politécnico de la salud “Carlos J. Finlay” en la especialidad de Técnico en Bibliotecología Médica, y tuve la suerte de que mi primera experiencia laboral fuera en nuestro centro en la atención a usuarios en la Sala de lectura de la biblioteca.

Entre los momentos más significativos de mi permanencia aquí, recuerdo en el año 1982 cuando comencé a trabajar en el entonces Departamento de Desarrollo, dirigido por la Licenciada Daysi del Valle Molina.

En esa área tuve la oportunidad de vivir los inicios del proceso de acceso a bases de datos internacionales remotas, al pasar el primer curso de Teleacceso que ofreció el IDICT – Instituto de Documentación Científico Técnica y junto a María Elena Rizo, también disfruté la experiencia inicial de creación del centro de cálculo.

La base de datos del personal de la red del SNICS – Sistema Nacional de Información en Ciencias de la Salud, fue una de las primeras cosas que se automatizaron con la utilización de una computadora que sólo tenía una torre de disco flexible – no existían los discos duros – y  a partir de ese momento, comenzamos a imprimir las nóminas del pago de los trabajadores.

Paralelamente acudíamos al IDICT que nos facilitaba tiempo de máquina, para que desarrolláramos una base de datos de literatura cubana, fruto de la cooperación del centro, con el sistema MEDINFOR, esto se hacía a partir de modelos premáquina.

Con la entrada al centro del Dr. Jorge Aldereguía Enríquez, a mediados de la década del 80, como director del centro, se modificó su estructura, y me proponen la coordinación del proceso de automatización del catálogo colectivo de publicaciones seriadas.
 
La nueva tarea la comencé en el año 1986 cuando se creó la Vice dirección de Servicios de Información Especiales, dirigida por la licenciada Isabel Morales Bello, y  en su desarrollo estuve subordinada a la  también licenciada Iraida Rodríguez Luís.

Este servicio unido al de bibliografía, representaba dos eslabones de vital importancia entre los que ofrecía el Centro a toda la red del SNICS de forma manual.

La mayoría de las investigaciones bibliográficas que se necesitaban en el país salían de las manos de un grupo de personas, que dirigía la ya fallecida Xiomara Alfonso Cortina, profesora de profesores,  y  después, pasaban a las técnicas del área de  catálogo colectivo para que se le incluyera a cada referencia citada, el dato de la biblioteca de la Red que poseía la revista.

Las solicitudes y respuestas se recibían a través de un equipo de teletipo que en su momento resultaba muy útil pero que  técnicamente  tenía desventajas, entre ellas el ruido que ocasionaba su funcionamiento, era un tormento para cualquier persona.

En este proceso de automatización del catálogo colectivo de publicaciones seriadas  tuve la oportunidad de trabajar junto a valiosas compañeras como Vivian Céspedes Mora, María del Carmen González Martínez y Soledad Díaz del Campo.

Puedo afirmar con cierto orgullo, que me considero la iniciadora del catálogo colectivo automatizado y también  reconozco el importante papel del Licenciado Alberto Pedroso, que desarrolló el software del segundo y tercer sistema utilizado.

Cuando cursaba la licenciatura en información científico técnica y bibliotecología, en la Universidad de La Habana,  me enamoré de la asignatura bibliografía cubana y ejerciendo la dirección de la Biblioteca Médica Nacional, que por ese entonces se subordinaba también a la vice dirección de Servicios de Información Especiales del centro dirigida por el Dr. Jehová Oramas Díaz,  encaucé el proyecto de la bibliografía médica cubana CUMED en 1998.

Este proyecto se extendió a nivel nacional y fue una de las fuentes de información básicas que estuvo disponible posteriormente en el proyecto de la Biblioteca Virtual de Salud de Cuba.

CUMED fue coordinado inicialmente por la Licenciada Ileana Armenteros Vera que por aquel entonces era Jefa del departamento de Servicios Técnicos de la biblioteca y se formó inicialmente con la suma de parte de los registros de los catálogos de la biblioteca y los registros de la base de datos LiLaCS, ésta última iniciada por la Licenciada Bárbara Hernández Arana. 

El CNICM ahora conocido por la marca comercial Infomed  que tomó del nombre de su vice dirección de Tecnología, es un centro que marcó mi desarrollo profesional y a él le debo parte importante de lo aprendido y  he podido desarrollar en mi especialidad. Puedo afirmar  que tengo la satisfacción de haber comenzado mi vida laboral en un Centro tan importante como éste que brinda una valiosa información en una de las esferas priorizadas por nuestra Revolución como es la Salud.

Mi paso por las distintas áreas en las que he laborado, lo he considerado siempre como una gran y verdadera escuela, pues ha sido en la práctica donde he aprendido los elementos esenciales  de mi profesión.

El hecho de haber comenzado en la sala de lectura y ocupar algunas responsabilidades en el centro en estos momentos  representa para mí  un elemento de vital importancia por el conocimiento que he podido adquirir a lo largo de estos más de 30 años.

Eso me ha permitido valorar en su total dimensión la importancia de cada una de las funciones que se cumplen en nuestro centro y tener la convicción de que se trata de una gran cadena donde todos los eslabones  tienen un papel fundamental para lograr el propósito final que es la eficiencia y la calidad del trabajo.

Por eso el mayor estímulo que he podido tener en estos años de labor, es haber tenido la oportunidad de integrarme a un colectivo entusiasta, creador, capaz y decidido a apoyar la importante obra que realiza la Revolución en el área de la salud.

Comentarios desactivados

Miércoles 12 / mayo / 2010

Elsa Regalado

Filed under: Opiniones — Carlos Alberto — mayo 12th, 2010 — 23:20

Continue Reading »

Comentarios desactivados